scorecardresearch

El Ayuntamiento avanza en los pliegos de la Ayuda a Domicilio

Redacción
-

La concejala de Servicios Sociales lamenta que se haya jugado con las ilusiones de las trabajadoras porque la municipalización del servicio "es imposible" al estar el Ayuntamiento sometido desde 2012 a un estricto Plan de Ajuste

Fachada del Ayuntamiento - Foto: Reyes Martínez

La concejala de Servicios Sociales, Esther Barrios, ha afirmado que el Ayuntamiento de Cuenca ya está trabajando en los pliegos para la adjudicación del nuevo contrato del Servicio de Ayuda a Domicilio que saldrá a licitación por más de un millón de euros, precisamente para posibilitar una mejora de las condiciones laborales de las trabajadoras.Barrios ha lamentado que se haya jugado con las ilusiones de estas trabajadoras haciendo creer que era posible la municipalización del servicio, propuesta que la formación política Cuenca En Marcha llevó a Pleno, cuando es "imposible". Y es que, como ha recordado la concejala, el Ayuntamiento de Cuenca esta sometido desde el año 2012 a un fuerte Plan de Ajuste con normas muy estrictas, como que no puede crecer en gastos de Personal.

"Esto significa que el Ayuntamiento de la capital no puede aumentar el Capítulo I de su presupuesto municipal, que es el de Personal, por lo que es imposible municipalizar el Servicio de Ayuda a Domicilio ni cualquier otro", ha explicado. Así se les trasladó a las representantes sindicales en una reunión mantenida el 4 de marzo, a la que asistieron también el alcalde y el concejal de Hacienda. En este sentido, la concejala ha asegurado que mantendrán tantas reuniones como el colectivo de trabajadores demande para tratar este asunto.

Trabajando en el nuevo pliego. La concejala de Servicios Sociales, que ha recordado que la Ayuda a Domicilio es una competencia concurrente con la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha que el Ayuntamiento de Cuenca presta a través de una empresa (Aralia), afirma también que la forma que tiene el Consistorio de ayudar a estas trabajadoras para que puedan mejorar sus condiciones laborales es a través de la licitación de un nuevo contrato, en cuyos pliegos ya se está trabajando y que está a falta de la correspondiente consignación presupuestaria, para lo que es necesario que se apruebe el presupuesto municipal de 2022. Asimismo, asegura que desde el Ayuntamiento se va a "continuar exigiendo a la empresa a que cumpla con la legislación laboral". Barrios ha afirmado que la intención del Gobierno municipal es sacar a licitación el Servicio de Ayuda a Domicilio en cuanto sea posible, por un importe que superará el millón de euros, con intención de que la empresa que se quede con la adjudicación pueda asumir los actuales costes laborales tras las medidas adoptadas como el aumento del Salario Mínimo Interprofesional.

Para la elaboración de estos pliegos se ha tomado como referencia el convenio colectivo estatal, ya que el Ayuntamiento quiere "de verdad, y no con propuestas irrealizables y demagógicas, dignificar el trabajo de las auxiliares de Ayuda a Domicilio, además por supuesto de cumplir con la legalidad vigente".