scorecardresearch

Unos presupuestos municipales "equilibrados y trabajados"

Leo Cortijo
-

Martínez Melero defiende que una vez ejecutadas las cuentas, que proyectan 56,4 millones de gastos y 56,8 de ingresos, "estaríamos en condiciones de solicitar la liquidación del Plan de Ajuste" que "lastra" y "retrasa" al Ayuntamiento.

El concejal de Hacienda del Ayuntamiento de Cuenca, Juan Manuel Martínez Melero. - Foto: Reyes Martínez

«Equilibrados, trabajados y mínimamente expansivos». Así calificó el concejal de Hacienda, Juan Manuel Martínez Melero, los presupuestos del Ayuntamiento para este ejercicio. Unas cuentas que el equipo de Gobierno tiene la intención de aprobar en un Pleno extraordinario durante la primera mitad del próximo mes y que surgen después de «muchos meses de trabajo» porque «no nacen como las setas ni salen de la chistera». El edil que ha capitaneado la nave hasta buen puerto recuerda además que será el tercer presupuesto que se apruebe en este legislatura, uno por ejercicio. Una circunstancia que no recuerda que haya sucedido antes en este Consistorio.

El presupuesto tiene además una misión «importante» en el horizonte y que se relaciona con la deuda municipal. Martínez Melero defendió en rueda de prensa que una vez ejecutadas las cuentas, a 31 de diciembre, «estaríamos en condiciones de solicitar la liquidación del Plan de Ajuste» al que somete el Ministerio al Consistorio –vigente desde hace una década– y que le «lastra» y «retrasa» a la hora de elaborar los números. Una «necesidad» en palabras del responsable de Hacienda para poder maniobrar con mayor libertad y no estar siempre pendientes de esa espada de Damocles. Habrá que ver la respuesta que ofrecen desde el Ejecutivo central y con qué ojos ven esta idea, pues levantar ese Plan de Ajuste supondría tener que reducir la deuda hasta el umbral de los 40 millones de euros. Si no por completo, el edil sí se daría por satisfecho con que se levantaran las limitaciones más gravosas.

Esos 40 millones de euros es una cantidad, por ahora, relativamente lejana, y es que la deuda se reducirá 'solo' hasta los 43,8 millones al finalizar el presente ejercicio. Las cuentas que dio a conocer Martínez Melero proyectan que el Ayuntamiento disminuya el capital que debe en algo más de cuatro millones y medio, a los que habría que sumar 712.000 euros de gastos financieros. Es «importante resaltar» que desde que este equipo de Gobierno tomó las riendas de la administración local y hasta el cierre de 2022, el endeudamiento se habrá reducido en 16,9 millones. La previsión que maneja el edil es que esa cantidad ascienda a 21,3 en el último año de la legislatura o incluso más si se producen amortizaciones anticipadas.

Números totales. En cuanto a las cifras globales del presupuesto, la partida de ingresos totales, incluyendo los organismos autónomos del Ayuntamiento, se incrementa hasta los 56,8 millones, lo que supone en torno a 900.000 euros más que el año pasado, es decir, un 1,3 por ciento de subida. En el otro lado de la balanza se encuentran los gastos, que alcanzan los 56,4 millones y que supone un 2,1 por ciento de incremento con respecto a las cuentas de 2021. Hay que tener en cuenta que la principal partida dentro de los gastos del Ayuntamiento la concentra el área de personal, pues absorbe casi la mitad de esa cuantía, 24,8 millones.

Más ingresos. El volumen de ingresos supera la previsión que se manejaba en un principio gracias a que el Ayuntamiento ha recibido un aumento de 1,6 millones proveniente de los fondos de la Participación en los Ingresos del Estado (PIE), con lo que ese capítulo ha llegado hasta los 14,2 millones. A eso hay que sumar además el hecho de no tener que devolver a las arcas del Estado los 1,6 millones de saldo negativo correspondientes al ejercicio anterior además de los 320.000 euros de compensación del Gobierno central por la devolución en concepto de IVA. En suma, el 'bolsillo' conquense ha recibido del Estado 3,6 millones de euros más de los previstos, según subrayó el titular de la cartera de Hacienda.

Aumento de la inversión. En el capítulo de inversiones, Martínez Melero destacó que hay una partida presupuestada de 23,8 millones en total, y que ésta se genera tras sumar la cuantía agendada en el propio presupuesto de este año, los remanentes de ejercicios anteriores, así como algunas modificaciones presupuestarias ya aprobadas. Con estos mimbres, la gran parte de esas inversiones irán a parar a los presupuestos participativos, el mantenimiento urbano, las instalaciones deportivas, el plan de sostenibilidad turística, los parques y jardines y las obras en los barrios del Cerro de la Horca y La Paz o el colector de Astrana Marín.