scorecardresearch

La incidencia crece levemente pero permanece en riesgo bajo

Leo Cortijo
-

La tasa se incrementa algo más de un 68 por ciento respecto a la semana anterior, al pasar de 19 a 32 casos por cada 100.000 habitantes. Honrubia, con 588, es el municipio que peor nivel presenta.

La incidencia crece levemente pero permanece en riesgo bajo

La pandemia es un problema latente. Algo con lo que vamos a tener que convivir sí o sí. España continúa en riesgo bajo y en una situación estable en comparación a lo que ocurre en el centro y el este de Europa, donde el virus vuelve a poner contra las cuerdas a un buen puñado de sistemas sanitarios y hace que la sombra de las restricciones haya vuelto a planear. La Organización Mundial de la Salud ya ha advertido de que nos encontramos en otro «punto crítico» de rebrote de la pandemia.

En territorio patrio todo parece estar bajo control. Al menos por el momento. De hecho, la incidencia acumulada durante la última semana –del 25 al 31 de octubre–, aunque ha aumentado levemente, se mantiene en torno a 32 casos por cada 100.000 habitantes. Unos guarismos que invitan a no encender las alarmas. Ahora bien, la provincia conquense es, junto a la de Guadalajara, la que peor tasa presenta de las cinco de Castilla-La Mancha. Los 32 casos de estos dos territorios distan mucho de los 24 de Toledo, los 13 de Ciudad Real y los 12 de Albacete. 

Por municipios, Honrubia, con nueve positivos registrados entre el lunes y el domingo pasados, es el pueblo de la provincia que peor incidencia acumulada notifica, pues se encuentra prácticamente en los 588 casos por cada 100.000 habitantes. A varios cuerpos de distancia, y con solo uno o dos casos, hay una serie de localidades que aumentan un escalón el nivel de riesgo: La Alberca de Záncara (124), Villarta (119), San Lorenzo de la Parrilla (96), Villar de Olalla (78), El Provencio (82), Landete (80) y Belmonte (53). Habría que destacar también el caso de Motilla del Palancar, que suma ocho positivos en la última semana y su tasa de incidencia se eleva hasta los 135 casos.

La capital, con una veintena de infecciones en la semana analizada, presenta una incidencia acumulada de 37 casos por cada 100.000 habitantes. Tarancón, por su parte, suma seis positivos y una incidencia de 39 por cada 100.000 habitantes.