Cataluña suma 100.000 casos desde el inicio de la pandemia

Agencias-SPC
-

La Generalitat notifica 1.243 infectados en un día, mientras varias comunidades endurecen aún más sus restricciones

Cataluña suma 100.000 casos desde el inicio de la pandemia - Foto: Enric Fontcuberta

Las cifras de la pandemia del coronavirus siguen sin dar tregua en España que continúa combatiendo contra el patógeno a través de nuevas restricciones con las que intentar frenar la expansión de la COVID-19. Según el último balance ofrecido ayer por el Ministerio de Sanidad, en las últimas 24 horas se han notificado 968 nuevos contagios, frente a los 1.554 reportados el viernes. Esta comparación, con un descenso de casi 600 infectados sería en sí misma una buena noticia, pero la letra pequeña indica que faltan de sumar los positivos de Cataluña, Madrid y Navarra que, por problemas técnicos, no pudieron remitir sus estadísticas al Gobierno central. Así, y a falta de esos ajustes, un total de 297.054 personas han dado positivo en la prueba de PCR desde que arrancó la pandemia, mientras que 28.472 han perdido la vida, 26 en los últimos siete días.
Aunque el Govern no pudo enviar los datos a Sanidad, sí que hizo pública su estadística diaria en la web de la Consejería de Sanidad. Así, tras registrarse 1.243 casos más en Cataluña en la última jornada, la Comunidad sería la primera de todo el país en superar los 100.000 afectados desde el inicio de la pandemia, hace unos cinco meses. El total de personas fallecidas por esta enfermedad y sus consecuencias suman 12.751 en la región, de las que 6.995 han muerto en un hospital o centro sociosanitario, 4.118 en una residencia geriátrica, 814 en un domicilio y 824 no han sido clasificadas por falta de información.
Según la Generalitat, el aumento de infectados de COVID-19 en el Vallès Occidental preocupa especialmente y tiene en alerta a toda la comarca y, especialmente, a sus dos cocapitales, las ciudades de Sabadell y Terrassa. 
De momento, eso sí, el Ejecutivo de Quim Torra no aumentará las restricciones en esa región ni en el resto de Cataluña. Otras comunidades, en cambio, sí están endureciendo sus medidas. Por ejemplo, Aragón, una de las autonomías más afectadas por los rebrotes. El Gobierno de Javier Lambán prohibirá el botellón, limitará el ocio nocturno y los horarios de la hostelería, así restringirá las reuniones a un máximo de 10 personas en todo el territorio. En la misma línea, la Junta de Extremadura ya ha solicitado a los tribunales que le permitan prohibir las celebraciones privadas con más de 15 personas tanto en domicilios como en el campo, así como los botellones. Las Islas Canarias, por su parte, limitarán a 10 las personas que podrán comer juntas en un restaurante, al tiempo que imponen la «obligatoriedad» del uso de la mascarilla en «todo sitio cerrado público o de uso público» independientemente de que no haya nadie más en el interior del lugar. 

 

560 focos activos

Con estas medidas, las autoridades autonómicas intentan frenar unos rebrotes que alcanzan ya los 560 en toda España, según confirmó el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, quien restó importancia al aumento de focos y de casos. «No estamos en una situación grave», remarcó el experto, que descartó volver al estado de alarma de forma «inminente», ya que no existe, de momento, un aumento «clave» de los casos y, además, las comunidades están respondiendo con nuevas restricciones a los rebrotes. A pesar de ello, el epidemiólogo admitió que «es una opción que no ha dejado de estar sobre la mesa desde el mismo día en que se derogó».