scorecardresearch

Presto y dispuesto

Leo Cortijo
-

Heliodoro siempre está disponible para ayudar a sus compañeros de profesión como nexo de unión entre los medios y la patronal conquense. Pero su labor no acaba ahí... ¡Es un todoterreno!

Presto y dispuesto - Foto: Reyes Martínez

Siempre está al otro lado del teléfono. Para los periodistas que trabajamos en los medios de la ciudad, Heliodoro –Heli, para todos nosotros– es un salvavidas en nuestra labor diaria. Es el nexo de unión entre los profesionales de la información y la Confederación de Empresarios. El técnico de Comunicación de CEOE Cepyme es un auténtico ejemplo de cómo hay que ayudar al compañero. Siempre está presto y dispuesto.

Para Heliodoro es fácil, pues durante algunos años estuvo a este otro lado del río informativo. Nada más licenciarse en Periodismo en la Complutense de Madrid, comenzó a trabajar, primero en la extinta revista Crónicas y, después, en La Tribuna de Cuenca. Lo suyo siempre fue el periodismo deportivo. De hecho, reconoce que ese fue el impulso que le animó a estudiar la carrera. Tantas horas con De la Morena al otro lado del transistor fueron un trampolín en la vocación de este conquense con raíces en Beamud y Zarzuela. Por aquellos entonces, muy joven, «no me importaba echar muchas horas ni trabajar los fines de semana porque era lo que me gustaba», apunta. Eran otros tiempos… y las necesidades vitales eran bien distintas. 

Al cerrar La Tribuna, su vida dio un giro. No de 180 grados, porque se siguió dedicando al periodismo, pero sí de 90, pues pasó de trabajar en un medio convencional a llevar el gabinete de comunicación de la patronal conquense. Esa «oportunidad» llegó en 2009, y desde entonces Heliodoro no ha hecho otra cosa que crecer profesional y personalmente. «He ido aprendiendo con el paso del tiempo, y es que al principio no tenía ni idea de lo que era un gabinete», apunta con una sonrisa en la cara el bueno de Heli. Ahora, añade, «es un trabajo que me gusta y valoro mucho».

Hace «prácticamente de todo». Como pilar fundamental, está la función de garantizar una comunicación bidireccional entre los empresarios y los medios. Ese «hilo» constante se traduce en estar siempre pendiente de los compañeros que le solicitan información y contactos para desarrollar sus temas. Tiene claro que «los gabinetes están ahí para atender a los periodistas», pero también que éstos «nos hacéis un favor porque nos dais relevancia». Por eso considera que la clave de bóveda es la «mutua colaboración» entre ambos. «El gabinete que intenta proteger en exceso se equivoca, como también lo hace el periodista que se cree que el gabinete es un obstáculo», sentencia.

Ahora bien, sus funciones van mucho más allá que únicamente mantener esta relación con los medios o redactar notas de prensa. También tiene otro cliente en su día a día, y son los propios empresarios asociados en la Confederación. A nivel interno, Heli está para todo. Esta otra parte de su trabajo ocupa buena parte de su jornada laboral. Una jornada que, aunque varía según el día, suele ser maratoniana. Sabe cuándo se levanta pero no cuando se acuesta y como él mismo dice, «con el móvil siempre conectado» las 24 horas al día y los 365 días al año. 

Una labor compleja en muchas ocasiones porque la diversidad de temas a los que Heliodoro hace frente no son pocos... «Nunca imaginé que iba a saber tanto de estadísticas del INE siendo un tío de letras puras», comenta con el sentido del humor que le caracteriza. Si es que hasta dependiendo del sector empresarial con el que trata se ha acabado haciendo un experto... «¡Estoy aprendiendo hasta de mecánica!», comenta.

Sea como fuere, en esa relación con los que son –y siempre serán– sus compañeros en los medios, Heli subraya que lo que intenta a toda costa es «ser amable con todo el mundo». «Tendré días mejores y días peores, pero el periodista o el empresario que está al otro lado no tiene por qué aguantarlo», apunta, ya que «la amabilidad y la educación es lo primero, tal y como me enseñaron mis padres». Personalmente, soy uno de los periodistas a los que más 'padece' el gran Heli y doy fe de que así es. Gracias por tanto, amigo.

ARCHIVADO EN: INE, Periodismo, Cuenca, Madrid