Page dispuesto a debatir con quien sea, incluso con Cospedal

L.G
-
Page dispuesto a debatir con quien sea, incluso con Cospedal - Foto: [Jose Ramon Marquez; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ;

Se pregunta por qué no aparece en campaña y cree que sería bueno que pudiera confrontar sus ideas con la expresidenta y preguntarle por qué se fue cuando prometió quedarse

El secretario general del PSCM-PSOE, Emiliano García-Page aseguró este lunes desde Cenizate (Albacete), que no tiene problema en «debatir con nadie» pero que, si el PP de Castilla-La Mancha quiere, debatiría con María Dolores Cospedal.
Durante su intervención, en el acto de presentación de la candidatura municipal socialista en Cenizate, García-Page se preguntó «por qué no aparecen en la campaña de las elecciones generales Soraya Sáez de Santamaría o María Dolores de Cospedal», subrayando que sería «muy saludable» mantener un debate con la expresidenta ‘popular’, quien fue su «contrincante» hace cuatro años, para que aclarara por qué dejó la región cuando «prometió quedarse».
En cualquier caso, el secretario general del PSOE castellano-manchego, dejó claro que «hablo y debato con quien quiera» y, sobre todo, «estoy dispuesto a escuchar, que fue lo que le faltó en buena medida al Partido Popular».
El secretario general del PSCM-PSOE valoró asimismo la sensibilidad del candidato a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, para con los problemas y necesidades del mundo rural, recordando que la Política Agraria Común (PAC) fue uno de los principales temas que ambos mandatarios abordaron cuando mantuvieron un primer encuentro en calidad de presidentes.
Un tema que García-Page, calificó de «sagrado», que va en línea con las ideas de la sociedad española y por la que, ha hecho hincapié «me voy a dejar la piel» para que «no se baje un céntimo de euro» en los próximos años; algo para lo que, ha explicado, «es importante que el Gobierno pueda cumplir sus compromisos».
El secretario general del PSCM-PSOE remarcó el importante momento por el que atraviesa Castilla-La Mancha, siendo la región con mayor confianza empresarial, mayor creación de empresas, de empleo público para jóvenes y mujeres, buenos datos del turismo, y subida de las exportaciones del sector agroalimentario con un crecimiento del 18%.
García-Page también recordó los logros conseguidos en materia de igualdad durante la democracia, destacando que el PSOE es el partido que, durante estos cuarenta años, «se ha tomado en serio» la igualdad real y efectiva entre mujeres y hombres, con las políticas emprendidas por Felipe González y a las que ahora se suman el resto de formaciones.
La autovía del Júcar. Posteriormente, García-Page participó en un acto con simpatizantes y militantes socialistas en Casas Ibáñez, acompañado por el secretario general del PSOE de Albacete, Santiago Cabañero y el número uno de la candidatura socialista, Manuel González Ramos. El secretario general de los socialistas castellano-manchegos se comprometió a exigir al próximo Gobierno de España que desarrolle la autovía de La Alcarria -entre Tarancón y Guadalajara-, tal y como se comprometió hace años, a cambio de ejecutar las obras de conexión por vía de alta capacidad entre Cuenca y Albacete, mediante la autovía del Júcar.  
Tal y como recordó García-Page, este planteamiento responde a un acuerdo suscrito con el Ejecutivo central por el expresidente José María Barreda, que fue incumplido por el Gobierno de Mariano Rajoy, tras ser anulado por María Dolores de Cospedal. Algo que, tal y como explicó García-Page, ha llevado al actual Gobierno regional a estar «toda la legislatura» rehaciendo el proyecto de la autovía del Júcar.
«Mi compromiso no es sólo cambiar los servicios sociales sino también cumplir la ley», destacó Page, quien subrayó la labor de la Junta durante esta legislatura para dar la vuelta a «la sanidad, la educación, la dependencia y los servicios sociales» además de cumplir «con objetivo de déficit y reduciendo la deuda».