scorecardresearch

'Mercado de amores' satiriza sobre la debilidad humana

V. M.
-

La comedia de Plauto versionada por Eduardo Galán y protagonizada por Pablo Carbonell llega esta noche al Teatro Auditorio José Luis Perales

Pablo Carbonell encabeza el elenco de actores de ‘Mercado de amores’. - Foto: Jero Morales

Desde su estreno a mediados de julio en el LXVII Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida, la comedia Mercado de amores, de Eduardo Galán, dirigida por la albacetense Marta Torres, no ha cesado de acaparar el aplauso de crítica y público allá donde se presenta y con este cartel de éxito llega al Teatro-Auditorio de Cuenca el próximo jueves, donde podrá verse a partir de las 20,30 horas.

Con un atractivo elenco artístico encabezado por el polifacético Pablo Carbonell, al que acompañan Víctor Ullate Roche, Francisco Vidal, Ania Hernández, José Saiz y Esther Toledano, esta coproducción del Festival de Mérida, Teatro de Malta, Secuencia 3, Saga Producciones, Summum Music y Hawork Studio, reivindica la vigencia de los clásicos con una fina ironía y no poco de sátira, cargando contra los vicios, contradicciones y  debilidades del ser humano.

Decía su directora a La Tribuna de Cuenca que «las comedidas de Plauto tienen una maravillosa trasposición a nuestros época" y considera que uno de los grandes aciertos de esta adaptación es que sigue la fórmula que el propio autor utilizaba, valiéndose de textos anteriores de autores griegos. «En este caso Eduardo Galán ha seleccionado tres obras de Plauto que tenían una parte del argumento común y ha compuesto una sola, poniendo también de su parte y aportado su propia escritura, en el fondo es el mismo modo de trabajo que desarrollaba el comediógrafo latino, en ese sentido ha seguido esa tradición clásica».

«No hay comedia si no hay presente -sentencia Torres-, porque la esencia de la comedia está en verte a ti mismo reflejado, la risa siempre se mueve cuando nos vemos identificados sobre el escenario».

En esta relectura necesaria de Plauto los temas son atemporales, aunque se revise el lenguaje y la forma de comunicar y empatizar con el público, pero en el fondo la acción se mueve por esos resortes que siempre mueven al ser humano, la codicia, la lujuria, la envidia y la hipocresía son palancas que activan a esos personajes y les llevan a situación absolutamente disparatadas.

argumento. El argumento de Mercado de amores gira en torno a a la  joven Erotía, hija de Pánfilo, el mercader más rico de Roma, que regresa a casa  tras haber permanecido en Atenas varios años realizando negocios para la empresa familiar. Durante su estancia en Grecia se ha enamorado de su esclavo, Carino, y para que su padre no sospeche nada, decide vestirlo de mujer y presentarlo en casa como su esclava, lo que desencadena el deseo y la lujuria de su padre y del esclavo familiar Olimpión, pues confunden a Carino con una bella esclava.  El cómico y divertido enfrentamiento entre padre e hija por su posesión está servido y desencadena una trepidante acción de enredos y conflictos, que despiertan la carcajada espectador, máxime cuanto todo se complica aún más con la intervención de Tais, amiga de Erotía y amante de Pánfilo.

 En otro orden de cosas, Marta Torres reconocía a La Tribuna que proyecta llevar a abo con su Compañía, Teatro de Malta, una función de teatro infantil, estando aún pendientes de la resolución de ayudas de Castilla-La Mancha y confiando en disponer de  suficiente financiación para sacar adelante este proyecto, algo que le apetece especialmente, porque le parece algo necesaria e importante, y que partirá de un texto propio, Al calor del cancionero, porque, como ella reconoce, le gusta  mucho trabajar a partir de recopilaciones, en este caso, del cancionero tradicional.