Jesús Herrada: tras la estela de Ocaña

J. L.
-

El ciclista moteño, que con 28 años ya acumula numerosos éxitos como los que logró el corredor pricense, no disputará el Tour para centrarse en la Vuelta a España

Jesús Herrada: tras la estela de Ocaña - Foto: Cofidis Team

Es de Mota del Cuervo, tiene 28 años –el 26 de julio cumple 29– y está en su mejor momento de forma. Es Jesús Herrada, el ciclista del Cofidis Solutions Credits cuyo nombre ha copado los titulares del deporte esta semana tras imponerse y dar una magistral exhibición en la Mont Ventoux Dénivelé Challenge, la nueva carrera ciclista profesional de un día para escaladores de la UCI Europe Tour, que se disputa entre la localidad francesa de Vaison-la-Romaine y esta montaña mítica de la región de la Provenza que se ha convertido por su dureza y exigencia en un icono del Tour de Francia. 
Herrada estrena el palmarés de la Mont Ventoux, tras  imponerse en la línea de meta al máximo favorito, el francés Romain Bardet (AG2R La Mondiale), segundo, y al estonio Rein Taarame (Total direct Energie), tercero.
La proeza del moteño cobra mayor relevancia si, en un golpe de vista, se observa el perfil de la etapa. Tras ascender por ocho cotas de altitud, Herrada afrontó el infernal monte con Bardet como compañero de fuga. Le bastó demarrar a 350 metros de la línea de meta para alzarse con este último trofeo a añadir a su ya de por sí extensa colección de premios y trofeos.  
El último éxito no sólo le otorga relevancia entre el pelotón y notabilidad en los medios deportivos, también le aúpa en el UCI World Ranking –el sistema de puntos que clasifica a los mejores ciclistas del mundo–. En la actualidad, los últimos puntos cosechados le aúpan de la 64ª plaza a la 56ª, con 1.085 puntos.
Los éxitos logrados en la presente campaña demuestran la clara progresión de un ciclista que aún no ha tocado techo y que puede explotar definitivamente en esta campaña como uno de los favoritos para alzarse con una de las grandes bucles del ciclismo internacional. 
Lo cierto es que la trayectoria del ciclista conquense es cada vez más pareja a la de otro insigne corredor de la provincia, Luis Ocaña, quien precisamente con 28 años ganó el Tour de Francia y demostró que era uno de los mejores escaladores del momento. El pricense ya acumulaba hasta aquel año dos campeonatos de España en Ruta –los mismos que el moteño– y, además de numerosas etapas, se había alzado con la Vuelta a España. 
Quizá no sea una casualidad que el próximo reto del menor de los Herrada sea la Vuelta Ciclista a España. De hecho, ya ha declarado en varios medios especializados su intención de  no acudir a la próxima edición del Tour de Francia, que arranca el próximo 6 de julio, y centrarse en otras carreras para disputar este año la ronda española y añadirla a su palmarés. El año pasado participó por primera vez y se vistió durante dos días con el maillot rojo de líder. 
Eso sí, el conquense disputará previamente la Route d’Occitanie y el Campeonato de España en Ruta y Contrarreloj que se celebra en Murcia, el último fin de semana de este mes. 
Evolución. Entre otros logros, Herrada acumula dos campeonatos de España en ruta de 2013 y 2017, tres bronces en los nacionales en ruta de 2011 y 2015, y de contrarreloj de 2015 y 2017. En lo que llevamos de temporada ya ha sumado, además de la nueva clásica de este lunes, el Trofeo Ses Salines-Campos-Porreres-Felanitx de la Challenge a Mallorca 2019 y el Tour de Luxemburgo. En esta ronda, que se disputa entre el 5 y el 9 de junio, se hizo con las dos últimas etapas y con la clasificación final.
Y es que su evolución tiene que ver en gran parte con el cambio de equipo que, junto a su hermano José, realizó el pasado año. De promesa en el Movistar se convirtió en uno de los fichajes estrella del Cofidis francés, un equipo más modesto que ha puesto toda su confianza para que el de La Mota sea el auténtico líder del equipo y cuente en cada una de las pruebas que disputa con gregarios a su disposición.