scorecardresearch

Las obras de la cubierta de San Miguel, la próxima semana

Leo Cortijo
-

El Consorcio de la Ciudad se afana por sacar adelante este proyecto, aprobado por la Junta de Gobierno el pasado junio, y es que en las últimas semanas han cedido más vigas y el deterioro ha empeorado

Las obras de la cubierta de San Miguel, la próxima semana

El fin del 'calvario' de la iglesia de San Miguel está muy cerca. El desacralizado templo, de titularidad municipal, lucirá de forma esplendorosa dentro de poco tiempo. El Consorcio de la Ciudad, al que el Ayuntamiento solicitó tomar cartas en el asunto, se pondrá manos a la obra la próxima semana, según ha podido saber La Tribuna. No es descartable que incluso el mismo lunes comiencen los trabajos de rehabilitación de las cubiertas con el montaje de los andamios necesarios para llevar a cabo los trabajos. Estas obras, que incluyen además la eliminación de las humedades, ya han sido adjudicadas y su pistoletazo de salida es inminente.

El proyecto, que fue aprobado por la Junta Local de Gobierno el pasado mes de junio, pasó después a exposición pública para su final ejecución por parte del Consorcio Ciudad de Cuenca. El plazo estimado para la consecución de los trabajos es de tres meses y el presupuesto de licitación supera por poco los 55.000 euros, siempre según la memoria fechada en junio de este año.

Se da la circunstancia de que el estado que presentaba la iglesia de San Miguel, punto neurálgico de la Semana de Pasión conquense al ser el escenario escogido para la celebración del pregón, presentaba un aspecto notablemente mejorable en los últimos años. Un deterioro que, incluso, ha ido a más, pues los daños en las cubiertas de la nave principal y su lateral izquierdo, con tejas rotas y una zona con un importante alabeo de rehundimiento, se acrecentó debido a los nocivos efectos del peso de la nieve que trajo consigo la tormenta Filomena. Es más, el pasado mayo se quebraron otras dos vigas más y, por si no fuera poco, este diario ha tenido constancia de nuevas roturas en los últimos días. Así pues, la intervención es manifiestamente perentoria.

Las obras de la cubierta de San Miguel, la próxima semanaLas obras de la cubierta de San Miguel, la próxima semana

Memoria del proyecto. Tal y como recoge la memoria firmada por el arquitecto Manuel Valiente, «la composición constructiva de la cubierta consta de cerchas de madera en la nave principal y en el lateral izquierdo de pares y correas igualmente de madera, que soportan un tablero de rasilla y yeso, sobre el que se dispusieron placas de Onduline en una reforma total de las cubiertas en el año 2007 y se completó con teja curva nueva en los ríos y vieja en cobijas». Según indicaciones del técnico del Consorcio, «las placas de Onduline se colocaron generalmente con poco solape, aparte de ser ya considerable el tiempo transcurrido desde su colocación». De esta forma, «las tejas de los ríos se han deteriorado por no resistir las heladas, lo que produjo abundantes filtraciones de agua y daños en las bóvedas y paramentos de la planta alta del lateral de la nave».

Asimismo, la memoria detalla que lo «conveniente» es reforzar «cuanto antes» todas las vigas, mediante pletinas laterales, y sustituir las que estén quebradas. Y así, para las vigas que se necesite sustituir «se ha optado por colocar vigas iguales pareadas de parecida escuadría a la existentes, en lugar de colocar una sola de mayor tamaño, y esto para intentar mejorar la distribución de las cargas de las correas de la cubierta a las vigas, así como la de los apoyos de estas vigas sobre los muros de mampostería».