scorecardresearch

Hacienda recauda un 18% más por IRPF entre enero y julio

Leo Cortijo
-

Cuenca contribuye a las arcas del Estado con 103 millones de euros durante los siete primeros meses del año solo con impuestos nacionales, una cifra similar a la de 2021.

Hacienda recauda un 18% más por IRPF entre enero y julio - Foto: Reyes Martínez

Moncloa ha trabajado a contrarreloj y se ha afanado por presentar su propio plan de medidas fiscales que ayude a los más vulnerables a capear el durísimo temporal de la escalada de precios. Una subida exponencial de la inflación que ha encarecido los alimentos un 15 por ciento en el último año, según la OCU, disparando la cesta de la compra a niveles nunca antes vistos en los últimos 34 años. Con estas medidas de fino estilista del bisturí para unos y cosméticas para otros, el Ejecutivo que capitanea Pedro Sánchez ha querido marcar mucha distancia y establecer una hoja de ruta con el fin de poner coto a la espiral reduccionista en materia fiscal en la que han caído las comunidades autónomas.

Desde que Madrid abriera la caja de los truenos, hemos asistido a una especie de mercado persa en el que cada región ofrecía su mejor género en forma de bajada de impuestos. A la pionera de este movimiento, Isabel Díaz Ayuso, le siguieron otros gobiernos autonómicos comandados por el Partido Popular. Una guerra fiscal entre territorios en la que parecía cobrar más peso si cabe el control del relato político y el titular de prensa. Un conflicto que dinamitó en el otro bando, haciendo saltar por los aires el argumentario del PSOE en este asunto, el presidente valenciano Ximo Puig, que terminó por subirse también al carro. A partir de ahí, y hasta que la ministra María Jesús Montero se vio obligada a mover ficha, una cascada de barones socialistas anunciando, en mayor o menor grado, futuras exenciones en los tributos.

Con este panorama político encima de la mesa, conviene saber que Cuenca contribuyó con algo menos de 103 millones de euros a las arcas del Estado en materia de impuestos entre enero y julio de este año. Según los informes mensuales de recaudación que publica la Agencia Tributaria, la provincia realizó su mayor aportación a través del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF), con prácticamente 76 millones. Es en este apartado donde mayor diferencia se registra al comparar las cifras de presión fiscal de 2022 con las del año anterior. En el mismo periodo de 2021, Hacienda recaudó algo menos de 64 millones en concepto de IRPF, lo que se traduce en algo más de un 18 por ciento de incremento entre un año y otro.

Sin embargo, a pesar de esta subida, los ingresos tributarios totales del Estado en territorio conquense no aumentaron, calcando prácticamente la cifra del ejercicio anterior. Si, como ya hemos apuntado, en 2021 se recaudaron 103 millones, en lo que llevamos de año han sido 102,7, es decir, 300.000 euros menos. Eso se debe, fundamentalmente, a la notable disminución de los ingresos netos del erario en relación al Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA). Según las estadísticas de la Agencia Tributaria, la recaudación por este impuesto en la provincia entre enero y julio alcanzó los 17,7 millones de euros, mientras que el año pasado –en ese mismo periodo–, la cantidad fue 32,4 millones, o lo que es lo mismo, una disminución que ronda el 45 por ciento.

Un impuesto capital para el Estado que sí vio aumentado sus ingresos en territorio conquense fue el de sociedades. Mientras que en 2021 apenas recaudó ocho millones, este año esa cifra ha crecido hasta los 11,4 millones, esto es casi un 42,5 por ciento de incremento.

Finalmente, hay que destacar en este resumen el impuesto sobre la renta de las personas no residentes, que notificó una subida del 18 por ciento al pasar de 459.000 a 541.000 euros recaudados; así como el impuesto sobre tráfico exterior, que sí apuntó una disminución sobresaliente al perder un 76 por ciento de cuestación, pasando de 596.000 a 144.000 euros.

El Informe Mensual de Recaudación Tributaria (IMRT) recoge el nivel y la evolución mensual de los ingresos tributarios que gestiona la Agencia Tributaria por cuenta del Estado, las Comunidades Autónomas y las Corporaciones Locales. Los ingresos tributarios del IMRT se presentan en términos de caja y líquidos, es decir, como diferencia entre los ingresos brutos y las devoluciones realizadas.