CCOO llama a volver a ir a votar el próximo 10 de noviembre

-

Desde el sindicato se lamenta la «gran inmadurez» de los grupos políticos, pero se advierte de la necesidad de poner frente a las «fuerzas ultraconservadoras»

CCOO llama a volver a ir a votar el próximo 10 de noviembre


A pesar de los pesares CCOO ha decidido volver a invitar a sus afiliados ir a votar el próximo día 10 de noviembre. Y que es que sus dirigentes no dudan en calificar el bloqueo político que ha llevado a este escenario de «jarro de agua fría» para organizaciones como la suya que «fomentamos el voto progresista».
Aprovechando la reunión del comité regional del sindicato, el número dos de la organización federal, Fernando Lezcano, no ha dudado en calificar la falta de acuerdo para formar gobierno como una muestra de la «gran inmadurez» y el «tacticismo» de la clase política. En este sentido fue claro, reiterando su mensaje pro participación electoral frente a una probable desmovilización de la izquierda. «La mejor sanción debe ser formar parte de una especie de justicia poética por la que se repitieran los mismos resultados del 28 de abril y estuvieran obligados a entenderse sí o sí».
Y es que, según Lezcano, España «se la juega» en asuntos que han quedado «en e alero, como la revalorización del salario mínimo,  y se debe  poner «freno a la efervescencia de las fuerzas ultraconservadoras».
Además, ha insistido en la necesidad de «espolear» la negociación colectiva», de manera que ponga el acento en la revalorización de los salarios por encima de la evolución de los precios y en fijar un salario mínimo de convenio de 14.000 euros anuales.
Pasando a un plano más regional, el responsable del sindicato en Castilla-La Mancha, Paco de la Rosa , ha vuelto a «tender la mano» al Gobierno autonómico en aras de «recuperar las condiciones de vida de la gente» y apostar por unos servicios públicos de calidad, todo ello con la corresponsabilidad de la patronal y el nacional, caracterizado por unos líderes políticos «irresponsables» que «han demostrado no estar capacitados para dirigir el país».
En esta tesitura, ha insistido en «no buscar culpables» y ha subrayado que «el cabreo no puede conducir a la abstención sino a la participación» para exigir al nuevo gobierno una revisión de la reforma laboral y «asentar las bases» del sistema público de pensiones, entre otras medidas.
Por otra parte, a preguntas de periodistas sobre el borrador del reeditado del Pacto por el Crecimiento y la Convergencia Económica entre el Gobierno castellano-manchego y los agentes sociales, De la Rosa se ha mostrado confiado en que vea la luz antes de que finalice el año y ha defendido la necesidad de contar con una normativa regional que regule cómo se tiene que practicar el diálogo social.
En este sentido, desde el sindicato se apunta su confianza de que este diálogo se canalice en nuevas mesas estables de negociación.