scorecardresearch

Un libro se adentra en la obra de Miguel Ángel Moset

V.M.
-

La publicación, editada por la Diputación y coordinado por José Ángel García, recoge textos de 11 autores, imágenes de 14 fotógrafos y reproducciones de las creaciones del artista

El pintor Miguel Ángel Maset, fallecido el 5 de octubre de 2020. - Foto: Reyes Martí­nez

La obra y trayectoria artística del pintor conquense Miguel Ángel Moset, fallecido en octubre de 2020, es recogida en una publicación que se presentará este martes en la Diputación Provincial, institución que edita el libro, donde también colabora la Junta de Comunidades, el Ayuntamiento de Cuenca y la Real Academia Conquense de Artes y Letras.

La obra recoge textos de José María Albareda, Santiago Catalá, Luis del Castillo, Concha Lledó, Jesús Mateo, Miguel Ángel Mila, Marta Moset Molina, Celina Quintas, Antonio Santos, Perico Simón y José Ángel García, este último coordinador de la misma, e incluye 250 ilustraciones sin contar las 172 que figuran en las páginas dedicadas específicamente al catálogo de la muestra que se abrirá este jueves, día 3, en la Sala Iberia, la de exposiciones temporales del Museo de Cuenca, el Centro Aguirre y el palacio de la Diputación.

Junto a las reproducciones de las realizaciones de Moset realizadas por Grupo Desenfoque, responsable del diseño y maquetación del libro, figuran imágenes de 14 fotógrafos: Jesús Cañas del Pozo, Luis del Castillo, Saúl García, Arturo García Blanco, Silvia Garrote Bonilla, Reyes Martínez, Enrique Martínez Gil, Jaime Blassi, José Antonio Panadero Ponce, Manuel Pinedo, José Luis Pinós, David Plaza, Perico Simón y Santiago Torralba, junto a otras procedentes del archivo de la familia Moset. 

El coordinador del libro, José Ángel García, aseguraba a La Tribuna de Cuenca que «la intención es destacar la importancia artística de Miguel Ángel Moset dentro del panorama de la pintura contemporánea española, porque es todo un referente en la segunda mitad del siglo XX y comienzos de éste, de hecho en algún momento el propio Gustavo Torner me dijo de él que era el mejor pintor figurativo que había dado Cuenca».

 «El libro -continúa García- repasa esa importancia pictórica de Moset a través de una serie de textos donde se analiza su figura y carrera, además de dar testimonio de aspectos mucho más personales: del amigo, del contertulio, del interviniente en todas las cosas de promoción cultural que se hacían en Cuenca, siempre dispuesto a echar una mano a todos y a que la cultura conquense estuviera presente tanto a nivel nacional como internacional».

Preguntado por la dimensión de Moset y de su propio estilo, José Ángel García apunta que «en alguna ocasión escribí de él un artículo titulado Los engaños figurativos de un pintor abstracto, porque, a pesar de definirse siempre como un pintor figurativo, su pronto acercamiento al Museo de Arte Abstracto de Cuenca le hizo vincularse a la abstracción, es más en sus últimas obras cada vez tendía más hacia ella, con una mirada próxima a la pintura oriental y una técnica basada especialmente en la pincelada de los abstractos».

Moset fue un pintor eminentemente paisajístico en constante evolución y su relación íntima y afectiva con la naturaleza y determinados ambientes conquenses, como parajes del río Júcar, la Laguna de Uña o los campos de Iniesta está muy presente en su obra, «abarcando un poco toda esa panoplia de paisajes tan diversos que se dan en nuestra provincia», concluye.