scorecardresearch

«La Ritirata busca aproximar su sonido al del Barroco»

V.M.
-

La Semana de Música Religiosa tendrá el honor de disfrutar en su clausura (domingo, a las 12 horas) del virtuosismo de la formación La Ritirata, acompañada en esta ocasión por cinco grandes voces, que interpretará un Oratorio de Alessandro Scarlatti

El violonchelista Josetxu Obregón, en primer término, junto a algunos miembros de La Ritirata. - Foto: M. Novak

La Semana de Música Religiosa de Cuenca tendrá el  honor de disfrutar en su clausura (domingo, 17, a las 12 horas) del virtuosismo de la formación La Ritirata, acompañada en esta ocasión por cinco grandes voces, que presentará una joya del Barroco jamás grabada en su totalidad, Il Giardino Rose (La Santissima Vergine del Rosario), un oratorio compuesto a principios del siglo XVIII por Alessando Scarlatti, desvela su director Josetxu Obregón.

¿Qué supone para la formación este primer concierto en el histórico ciclo conquense?

Es la primera vez que La  Ritirata tocará en la SMR y para nosotros es un grandísimo honor, porque hemos estado durante estos 14 años en los principales festivales de música de nuestro país y uno de los que nos quedaba pendiente era éste, por lo tanto es una gran oportunidad, además siendo los encargados de ofrecer el concierto de clausura.

Con un programa muy especial, ¿no es así?

En efecto, traemos un programa estupendo, el oratorio Il Giardino di Rose de Alessandro Scarlatii, una obra maravillosa que funciona bien para todo tipo de públicos, tiene un interés enorme para los especialistas en este género, por ser una pieza bastante desconocida que nunca se ha llegado a grabarse en su totalidad, pero también es muy interesante para el gran público, ya que es realmente ameno al tener cinco voces, arias diferentes y un argumento comprensible: un viento boreal (interpretado por el bajo) que viene a destruir un jardín de rosas (sopranos y mezzo); sin duda es una pieza que agradará por igual a los especialistas como a la gente menos acostumbrada a este tipo de música.

¿Fue una composición con muchas innovaciones estilísticas para su época?

Así es, tuvo muchísima repercusión en su día porque se estrenó en 1707 por encargo del mecenas Francesco Maria Ruspoli, el mismo que al año siguiente encargase a Händel el famosísimo Oratorio de la Resurrección, de alguna manera el primero cayó más en el olvido, de hecho en los últimos años prácticamente no se ha interpretado en su totalidad, por lo que nos hace muchísima ilusión poder hacerlo ahora y que el público de Cuenca puede escucharlo. Es una pieza realmente innovadora, casi todas las arias tienen después una parte orquestal  donde cambia la instrumentación pensando ya en la siguiente, algo muy típico de Scarlatti.

En ese sentido, ¿también buscan reivindicar la figura del propio compositor palermitano, no suficientemente conocida? 

Sí, es un compositor de primera línea que merece la pena redescubrirse y situarlo acorde con la calidad de la obra que realizó, porque en España siempre hemos conocido mejor la figura de su hijo, Domenico Scarlatti. En nuestro caso hemos dedicado ya a Alessandro  muchos trabajos y programas, incluso dos grabaciones discográficas, una dedicada a compositores napolitanos y un disco con la integral que escribió para flauta de pico y violines con voz (Quella pace gradita ). Ahora profundizamos más en su figura con este Oratorio y por eso este concierto ha despertado mucha expectación, de hecho Radio Nacional de España lo emitirá para contar además con una grabación en directo.

¿Por qué se decantaron por esta composición para su debut en la SMR? 

Fue una elección que tomamos conjuntamente el director artístico de la Semana, Daniel Broncano, y yo, justamente buscando un equilibrio entre el gran repertorio sacro que programa siempre el Festival de Cuenca y algo que fuera muy especial de La Ritirata, como es Alessandro Scarlatti, y por otro lado buscar una pieza relevante en la historia, al tiempo que bastante desconocida.

Siempre con ese rigor historicista y la utilización de instrumentos de época que son señas de identidad de la formación desde sus inicios...

Sí, pero esto es algo que no debe asustar a nadie, porque no debe entenderse que son interpretaciones pensadas exclusivamente para gente demasiado especializada, todo lo contrario, La  Ritirata intenta aproximar el sonido de nuestros conciertos a lo que pensamos se escucharía en el Barroco, música siempre pensada para entretener, divertir  y agradar a la audiencia. Podríamos decir que es una vuelta de tuerca a estas músicas, que cobran muchísima vida cuando lo hacemos con instrumentos de época, en este sentido tendremos algunos realmente curiosos, como la tiorba, el clave o una máquina de viento que sorprenderá a los espectadores. Me parece muy importante que pueda acercarse toda clase de público a estos conciertos y esta composición me parece especialmente recomendada para llegar a un público joven, al ser una obra de hora y media de duración y con una  música realmente variada.

¿Cuántos músicos intervendrán en el concierto del día 17?

La Ritirata es una agrupación que varía su tamaño en función del repertorio a interpretar , en este caso estaremos sobre el escenario 15 músicos y cinco cantantes, un elenco vocal puntero que es realmente de lujo: las sopranos Nuria Rial y Jone Martínez, la mezzo Luciana Mancini, el tenor Víctor Sordo y el bajo José Coca Loza, hemos tenido muchísima suerte de que hayan estado disponibles para esta ocasión.

¿Qué otros proyectos puede adelantarme a corto plazo?

Acaba de salir al mercado mi último disco para violonchelo solo, titulado Chelo evolution, y hacia el verano habrá una gira de conciertos con este programa. También estoy centrado en los proyectos con La Ritirata, por ejemplo acabamos de hacer una gira de conciertos para cuatro claves de Johan Sebastian Bach y tenemos otros programa pendientes, mucho de ellos con música napolitana dedicada al compositor Francesco Mancini, con el que estaremos en mayo en el Baluarte de Pamplona y después haremos una gira entera para la Sociedad Española de Festivales FestClásica que nos llevará a muchísimas ciudades del país.