El Monasterio de Uclés revive la Semana Santa del siglo XVI

REDACCIÓN
-
El Monasterio de Uclés revive la Semana Santa del siglo XVI

El Coro de Cámara Alonso Lobo representó de nuevo un concierto que trasladó a los asistentes a las celebraciones del renacimiento a través de la música religiosa durante el 'Oficio de Tinieblas'.

Caía la tarde del sábado y el pronóstico del tiempo parecía insistir en repetir el ambiente de años anteriores. Una tarde de viento y frío que ya introducían a los varios cientos de asistentes en el ambiente íntimo y de recogimiento que merecía un concierto como este. Con las últimas luces del día Luis Carlos Ortiz, el director del coro, recibía al público que había viajado hasta el Monasterio de Uclés a la entrada de su monumental patio para introducirles en lo que después iban a presenciar. A continuación, público y coro recorrieron los pasillos y escaleras del monasterio dirigiéndose al coro de su iglesia, donde los celebrantes, los monaguillos y el Maestro de la Luz dirigían con los intérpretes del coro como espectacular acompañamiento la celebración del Miércoles Santo. Una a una, las velas del candelabro que presidía la escena se fueron apagando. Dando paso a las siguientes estaciones de la Pasión en otras zonas del espectacular edificio.

El Coro Alonso Lobo cuida cada detalle para esta importante representación e intenta que el público sea parte en primera persona de ese ambiente de recogimiento y misticismo que presidía las escenas hace siglos. Por ello, los intérpretes se ataviaron con túnicas de monjes franciscanos y tan solo alumbrados por escuetas velas, acompañaron al público de nuevo por los pasillos del claustro y escalinatas del monasterio para continuar con las siguientes escenas de la Pasión de Cristo. Los momentos finales se vivieron en el altar y la nave central de la iglesia. Las canciones renacentistas exquisitamente interpretadas por el coro se alternaban con textos litúrgicos en latín, escenificaciones de los celebrantes y monaguillos cargadas de simbolismo y como una de las novedades de esta edición, la espectacular narración dramatizada en vivo de la periodista conquense Berta López que basó su representación en María Magdalena, sobrecogiendo al público en cada una de sus intervenciones.

Basado en la Liturgia de las Horas, el Coro de Cámara Alonso Lobo realiza cada año esta aproximación de lo que sería un Oficio de Semana Santa en un monasterio del S. XVI fusionando siglos de tradición en su sentido litúrgico y cultural, enseres y vestimentas de la época, canto gregoriano y obras de Tomás Luis de Victoria incluidas en su ‘Oficium Hebdomadae Sanctae’, una obra llena de serenidad, austeridad y con muchos símbolos.

El “Oficio de Tinieblas” recorre la liturgia de Semana Santa desde el Miércoles Santo hasta el Sábado Santo, e incluye piezas entre las que se encuentran algunas de las partituras más universales de la música polifónica española: Responsorios de Tinieblas y Lecciones de Lamentaciones del profeta Jeremías, intercalados con motetes, himnos y antífonas en canto llano, mezclando así dos pasiones de gran interés musical, por el contraste entre las breves pinceladas polifónicas de Victoria y el intercalado recitado

gregoriano de la Pasión.

En definitiva, el numeroso público asistente pudo disfrutar de manera íntima y en primera persona de la celebración de la Semana Santa anterior a las procesiones tal y como las conocemos hoy en día en un espectáculo que va directo al alma y que es capaz de hacernos viajar siglos atrás.

El Coro de Cámara Alonso Lobo que debe su nombre al compositor ursaonense que estuvo vinculado a la ciudad tras recibir el encargo de componer una misa para la Catedral de Cuenca, divulga y difunde desde hace tres décadas la música. Fue fundado en 1985 y tiene como objetivo el estudio y difusión de la música polifónica, especializándose en Renacimiento Español. Ha realizado numerosas giras internacionales por países como Holanda, Finlandia, ltalia, Rusia, Estonia, lrlanda, Austria, China, Hungría, Lisboa, Bélgica, Alemania y Luxemburgo, República Checa, Polonia y Eslovaquia, en lugares tan prestigiosos como el Auditorio Nacional de Dublín o el Auditorio Nacional de Pekín donde obtuvo el primer premio en “The lV lnternational Festival of Choirs, Pekín”. Aunque también ha actuado en numerosos puntos de la geografía española. Con su director Luis Carlos Ortíz a la batuta ha realizado trabajos de investigación sobre Tomás Luis de Victoria, como la recuperación y estreno mundial de la “Pasión según San Mateo”. En Cuenca también han llevado a cabo representaciones que han supuesto una apuesta innovadora en cuanto a escenografía como ‘Exequias para un Rey’ o ‘El último renacentista’ entre otras.

Este ‘Oficio de Tinieblas’ ha recibido el apoyo de la Diputación Provincial de Cuenca y del propio Monasterio de Uclés, cuyos presidente y gerente respectivamente asistieron a su realización en esta edición 2019.

El Monasterio de Uclés revive la Semana Santa del siglo XVI
El Monasterio de Uclés revive la Semana Santa del siglo XVI