El Senado aprueba el "finiquito" para sus exmiembros

EFE
-

Pese al rechazo social, los representantes de la Cámara Alta podrán cobrar un salario de hasta 8.822 euros brutos siempre y cuando no perciban otra remuneración pública o privada tras perder la condición de parlamentarios

El Senado aprueba el "finiquito" para sus exmiembros

La Mesa de la Diputación Permanente del Senado ha aprobado hoy miércoles los términos de la paga de la "indemnización transitoria" que pueden solicitar los exsenadores como un trámite más del final de la legislatura y sin debate entre los miembros del órgano de gobierno de la Cámara Alta.
La vicepresidenta del Senado, Cristina Narbona, ha explicado que este ha sido uno de los acuerdos alcanzados que, al igual que en el Congreso, faculta a los senadores para cobrar este "finiquito" siempre y cuando no perciban otra remuneración pública o privada tras perder la condición de parlamentarios.
Se ha aprobado sin discusión alguna en la Mesa al día siguiente de la presentación en el Congreso de más de 650.000 firmas de ciudadanos que han pedido a diputados y senadores que renuncien a esta paga en el marco de una campaña promovida en change.org bajo el lema "si no curras, no cobras".
Eso sí, esta cantidad no la pueden cobrar los 73 miembros de la Diputación Permanente del Senado, que aunque seguirán percibiendo su remuneración como senadores hasta la constitución de la nueva Cámara, en muchos casos será menor porque no percibirán aquellos complementos que hasta ahora recibían por ocupar algún puesto en las Mesas de las comisiones, que ahora están disueltas.
Según Narbona, al aprobar la indemnización para los exsenadores no se ha hecho "nada diferente" de una práctica habitual desde hace muchos años, y que según ha señalado pretende atender la situación de aquellos parlamentarios que al acabar la legislatura "no vuelven a un trabajo previo de carácter privado".
Porque si lo tuvieran, ha aclarado, la indemnización resulta incompatible y no podrían optar a ella, de manera que además de no cobrarla los senadores de la Diputación Permanente tampoco pueden reclamarla quienes tengan otros ingresos cuando dejan el escaño.
La cuantía de esta paga única se calcula en función de los 47 días que median desde la disolución de las Cortes, ayer, por la convocatoria de elecciones generales, hasta la víspera de la constitución de las nuevas Cortes, el próximo 3 de diciembre.
En la pasada legislatura, el Senado destinó 1.623.343 euros para pagar el "finiquito" de 8.822 euros brutos a 184 de los 266 senadores que formaban parte de la Cámara Alta; solo diez exmiembros de la institución renunciaron entonces a esta paga única.