9 de septiembre: el día que España se despedirá del virus

Europa Press
-

El modelo predictivo de una universidad de Singapur pronostica que mañana se alcanzarán el 97% de los casos estimados de la Covid-19, llegarán al 99 hacia el día 22 y se controlarán dentro de cuatro meses

9 de septiembre: el día que España se despedirá del virus - Foto: Sonia Moskowitz Gordon/ZUMA Wire

La pandemia de la COVID-19 en España terminará «teóricamente» y estará controlada el 9 de septiembre si se mantiene la actual tendencia de reducción de casos, según un estudio realizado por la Singapore University of Technology and Design, que realiza un monitoreo predictivo diario sobre la evolución de la pandemia a nivel mundial.
Con sus análisis, afirman que el 7 de mayo podría haberse alcanzado el 97 por ciento del total de casos que va a generar el coronavirus en España, y el 99 por ciento para el 22 de mayo. En sus experimentos, han realizado tres estimaciones alternativas de fechas finales del coronavirus: la fecha para llegar al último caso previsto; la fecha para alcanzar el 99 por ciento del total de casos previstos; y la fecha para alcanzar el 97 por ciento del total de casos previstos.
Si bien esta investigación muestra que la pandemia ha terminado «teóricamente» en China, Corea del Sur y Australia (a pesar de un pequeño número de casos locales reportados diariamente), también muestra que el mundo seguirá sufriendo hasta finales de 2020 si permanecen las actuales trayectorias de políticas gubernamentales y comportamientos individuales y sin curas médicas o vacunas.
En cualquier caso, puntualizan que especificar una fecha final es de «naturaleza arbitraria». «Teniendo en cuenta la incertidumbre y la flexibilidad, uno puede simplemente explotar la curva estimada del ciclo de vida, especialmente su segmento más derecho de la cola, para examinar y detectar cuándo y en qué medida desaparece gradualmente la pandemia», argumentan desde la institución.
Durante todo el desarrollo de la pandemia de coronavirus, se han realizado esfuerzos para pronosticar los casos de infección, las muertes y los indicadores médicos o económicos. Se han adoptado o desarrollado varios modelos y métodos para diferentes contextos y propósitos de predicción. Sin embargo, la predicción del futuro es incierta por naturaleza.
Ningún modelo o dato puede representar con exactitud las complejas, dinámicas y heterogéneas realidades de la pandemia en los diferentes países. Para abordar la incertidumbre de las predicciones en los escenarios dinámicos del mundo real, estos investigadores exploran las posibilidades de utilizar la vigilancia predictiva, o sea, la vigilancia continua de las predicciones, no solo para las estimaciones estables sino también para las cambiantes, a fin de derivar las implicaciones con respecto a lo que está sucediendo ahora en el mundo real y también hacer que la planificación, el comportamiento y la mentalidad estén ahora más cerca sobre lo que va a ser el futuro.
Los investigadores prevén que el patrón del ciclo de vida pandémico aparezca como una curva en forma de S cuando se trace el recuento acumulativo de casos de infección a lo largo del tiempo o, de manera equivalente, como una curva en forma de «campana». 
Esas pautas han sido estudiadas en diversos ámbitos, entre ellos el crecimiento demográfico, la difusión de nuevas tecnologías y las enfermedades infecciosas.