48 palestinos heridos por disparos en las protestas de Gaza

EFE
-

El lanzamiento de dos proyectiles, la semana pasada, activó las alarmas antiaéreas que llevaron a interrumpir un mitin de campaña que estaba dando el primer ministro israelí, Netanyahu

48 palestinos heridos por disparos en protestas en Gaza - Foto: ABED AL HASHLAMOUN

Al menos 48 palestinos resultaron heridos por disparos del Ejército israelí en Gaza en las protestas que se repiten cada semana desde hace más de año y medio junto a la línea divisoria con Israel, informó el Ministerio de Sanidad del enclave. Los manifestantes ondearon banderas, lanzaron piedras y granadas de estruendo de fabricación casera contra los soldados israelíes apostados al otro lado de la frontera, que suelen responder con material antidisturbios, incluido munición real. Desde el comienzo de las llamadas Marchas del Retorno en marzo de 2018, para pedir el fin del bloqueo de Gaza y el regreso de los refugiados, 310 palestinos han muerto y más de 17.000 han resultado heridos por disparos israelíes, según fuentes oficiales del enclave.
La mortalidad en las protestas ha descendido desde que Israel y el movimiento islamista Hamás, que gobierna de facto desde 2007, acordaran una tregua, mediada por Egipto, Catar y Naciones Unidas, para contener la escalada de violencia del de mayo, por el lanzamiento masivo de cohetes desde Gaza y los bombardeos israelíes de represalia.
La tensión aumenta intermitentemente por el disparo de proyectiles, que en el último mes no ha reivindicado ninguna de las facciones palestinas, pero que Israel responde con bombardeos contra objetivos de Hamás, a quien hace responsable de toda agresión desde la franja.
El miércoles, siete palestinos quedaron heridos por metralla tras la explosión de tres proyectiles que habían sido lanzados hacia Israel pero cayeron dentro del enclave y alcanzaron una casa de la localidad sureña de Rafah.
La semana pasada, el lanzamiento de dos proyectiles activó las alarmas antiaéreas que llevaron a interrumpir un mitin de campaña que estaba dando el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, en una de las localidades israelíes cercanas a la franja.
Según el periódico israelí Haaretz, ese día Netanyahu preguntó sobre la posibilidad de aplazar las elecciones del pasado martes 17 al poner sobre la mesa una operación militar masiva sobre el enclave.