Alfombra roja para la nueva Reserva de la Biosfera

Leo Cortijo
-

El Valle del Cabriel celebra, con un acto institucional y con la presencia de todas las autoridades implicadas, el reconocimiento "histórico e importantísimo" como Reserva de la Biosfera. Una designación que se entiende además como una "oportunidad"

Alfombra roja para la nueva Reserva de la Biosfera - Foto: Leo Cortijo

Un honor y un reconocimiento internacional, equiparable a la declaración de una ciudad como Patrimonio de la Humanidad. Así coincidieron en etiquetar todas las autoridades y personalidades implicadas el hecho de que el Valle del Río Cabriel sea, con todos los honores, Reserva de la Biosfera. Razón fundamental por la que este viernes celebraron un acto institucional de presentación en el Museo Paleontológico de Castilla-La Mancha.

Con la presencia de responsables de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, de la Generalitat Valenciana y del Gobierno de Aragón, así como de las principales administraciones locales y provinciales de Cuenca, se llevaron a cabo ponencias a cargo del director de la Secretaría del Programa de la Unesco, Miguel Clüsener-Godt, y del coordinador de la candidatura a Reserva de la Biosfera, Miguel Ángel Rubio. Asismimo, el presidente de esta asociación y alcalde de Enguídanos, Sergio de Fez, entregó una serie de reconocimientos y menciones.

En este sentido, el vicepresidente regional, José Luis Martínez Guijarro, atendió a los medios para indicar que es un "magnífico ejemplo" de cómo la actuación del hombre ha permitido tener valores ambientales que se reconocen por la Unesco. "Hay que implementar todo tipo de actuaciones para mejorar todavía más la sostenibilidad del territorio y esa puesta en valor se tiene que visualizar a través de esa marca de calidad que tanto los productos como los servicios que se prestan en ese territorio tengan ese plus de diferenciación", destacó. Es más, añadió, "hay una oportunidad de generación de actividad económica y de empleo aprovechando esa declaración".

Por su parte, el consejero de Desarrollo Sostenible, José Luis Escudero, que tildó el día de "enhorabuena y celebración" para Cuenca y para toda la región, habló de refrendar una apuesta de los territorios que han llevado a cabo la declaración de la Reserva de la Biosfera del Valle del Cabriel. Además, apuntó que esta figura de protección es "una apuesta que va de la mano con la política del Gobierno del presidente García-Page en torno a la protección de los espacios protegidos, así como los Objetivos de Desarrollo Sostenible y de la Agenda 2030".

Sergio de Fez apuntó que este acto institucional supone "un nuevo camino" por el que, además, están "muy orgullosos". "Es el inicio de una nueva etapa en este territorio rural donde a partir de ahora esta reseña de calidad podrá proporcionar un desarrollo sostenible y de calidad a todos los vecinos", destacó. El presidente de la Asociación Reserva de la Biosfera Valle del Cabriel argumentó también que esta declaración es un "reconocimiento" a lo que "generaciones y generaciones de ciudadanos del Valle del Cabriel han desarrollado" a través de la conservación de su cultura, patrimonio y naturaleza. Asimismo, recalcó que es una "herramienta más" para que los sectores con mayor potencial de desarrollo en la zona, como la industria forestal, la turística y la agroalimentaria, por ejemplo, "tengan un sello de calidad diferenciador que les permita posicionarse mejor a nivel internacional".

Las Reservas de la Biosfera son espacios declarados por la Unesco en función de su interés mundial y supone un compromiso de todos los agentes implicados con la conservación, la diversidad biológica, el aprovechamiento tradicional de los recursos y las costumbres locales, contribuyendo a mejorar la calidad de vida de las poblaciones autóctonas y el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030.

Además, la figura de Reserva de la Biosfera supone una herramienta para el desarrollo económico y humano de estas zonas bajo los parámetros del desarrollo sostenible, así como la investigación, la educación y el intercambio de información, teniendo en cuenta la conservación y protección de los recursos naturales y culturales.

Casi 40 municipios de la provincia. Hay que destacar que España cuenta con 52 Reservas de la Biosfera, lo que le convierte en el país con más declaraciones de las 726 que existen en 123 países en todo el mundo, tras las tres últimas declaraciones, producidas el pasado mes de junio: Valle del Cabriel, el Alto Turia y La Siberia extremeña. La Reserva del Valle del Cabriel afecta a un territorio de 421.765 hectáreas y se extiende por los territorios influenciados por el Río Cabriel y sus afluentes, que alcanzan las comunidades de Castilla-La Mancha, Aragón y Valencia, englobando territorios de 52 de estos municipios: seis de la provincia de Albacete, 37 de la de Cuenca, cinco de Teruel y cuatro de Valencia.

Para la declaración de un territorio como reserva, se valoran entre otros aspectos la conservación y la diversidad biológica de estos espacios, el aprovechamiento de los recursos y la convivencia y los usos y costumbres tradicionales de la población que vive en ellos. Además, se valora la integración y participación de las autoridades públicas, comunidades locales e intereses privados en la concepción y ejecución de las funciones de la Reserva de la Biosfera, al igual que contar con un mecanismo de gestión para la utilización de los recursos, gestión de la zona, así como programas de investigación, educación y capacitación.

El Cabriel es uno de los ríos mejor conservados de Europa y su valle alberga una diversidad biológica extraordinaria. Contiene un mosaico de sistemas ecológicos y de paisajes muy variado, albergando más de un millar de especies de flora y más de 200 especies de vertebrados terrestres. No en vano, en su interior se localizan cinco espacios protegidos, a los que habría que sumar 11 áreas de la red Natura 2000 de la Unión Europea, los denominados LIC (Lugar de Importancia Comunitaria) y ZEPAs (Zonas de especial protección para las aves).