Aprender a emprender (y en inglés)

-

Globalcaja lanza la sexta edición de su 'Start up English', que une el tradicional concepto de curso de inglés en Irlanda, con el fomento de la competencia emprendedora en los adolescentes

Aprender a emprender (y en inglés)


La Fundación Globalcaja Horizonte XXII, acaba de lanzar la sexta edición de su programa ‘Start up English’, una iniciativa que une el tradicional curso de verano en un país de habla inglesa, con el fomento de la competencia emprendedora en los adolescentes.
En colaboración con la Consejería de Educación, este curso de verano ofrece tres semanas de inmersión lingüística en tres pequeñas ciudades de Irlanda (Carlow, Thurles y Waterford), para jóvenes de entre 12 y 17 años. Tres semanas en las que residirán con familias de la zona y en las que, además de las tradicionales clases de inglés, recibirán formación en emprendimiento. Todo ello con un enfoque lúdico, desde talleres de cocina a actividades deportivas, excursiones y jornadas de intercambio cultural con otros jóvenes de la zona. El objetivo no es otro que el de que «adquieran conocimientos de forma relajada, casi sin darse cuenta», según explica la directora general de la Fundación Globalcaja, Carla Avilés.
Pero también se trata de sacar a estos alumnos de «su zona de confort», haciéndoles trabajar por la mañana en estos cursos de inglés (de 20 horas semanales) y, por la tarde, en la puesta en marcha de un proyecto emprendedor (en concreto, en una propuesta de mejora para la ciudad irlandesa en la que residen), donde deberán trabajar «la comunicación, la negociación o el trabajo en equipo… habilidades que deberíamos tener todos», como insiste Avilés.
La idea de este programa nació de los resultados del Informe GEM, el estudio sobre emprendimiento en la región. Y es que, «encontramos que los jóvenes de Castilla-La Mancha no eran emprendedores, no tenían esa habilidad que nosotros creemos que se entrena, por miedo al fracaso», según detalla la responsable de la Fundación Globalcaja. Es por ello que, en colaboración con la Junta, «decidimos entrenar a jóvenes en un entorno completamente distinto», según advierte Avilés.
En las anteriores edición han participado un total de 663 jóvenes y «este año ofertamos 250 plazas en localidades muy escogidas por tamaño y seguridad». Además, en esta edición otras empresas que se suman a esta iniciativa: Lenovo, Campofrío y Asisa, «que creyeron en el proyecto y con quienes vamos a colaborar». En concreto, esta empresas aportarán las tablets con las que se premian los mejores proyectos (Lenovo), el seguro médico para atender las posibles incidencias sanitarias de los participantes (Asisa), y los productos gastronómicos con los que se celebra el Día de España con las familias de acogida en Irlanda (Campofrío).
Para hacer realidad el programa, la fundación cuenta con la experiencia Hatton Events y H4 para la organización del viaje y la impartición de la formación. Este año, el coste del curso será de 2.280 euros por niño (el precio de mercado es de 2.780, recibiendo, por tanto, una beca de 500 euros cada uno de parte de la Fundación).
Por su parte, el viceconsejero de Educación, Amador Pastor, insiste en que el ‘Start Up English’ de Globalcaja encaja con el proyecto educativo de Castilla-La Mancha, «porque llevamos a un contexto diferente el trabajo del emprendimiento con los jóvenes». Además, «también viene ligado a un esfuerzo de la Consejería por desarrollar en los jóvenes la inquietud por mejorar su competencia lingüística».
El ‘Start Up English’ tiene como objetivo añadido al aprendizaje del idioma, fomentar la creatividad, la imaginación, el autoconocimiento personal, la comunicación y el trabajo en equipo, estimulando la proactividad de niños y jóvenes. Los participantes se alojan en familias con gran experiencia y excelentes referencias, en régimen de pensión completa, y desarrollan las distintas actividades en centros formativos de los municipios, con instalaciones adecuadas tanto interiores como exteriores y deportivas.