Continúa el pulso en la cima

AGENCIAS
-
Continúa el pulso en la cima - Foto: Marta Pérez

El Barça vence al Herbalife y conserva el liderato a pesar de los triunfos de Madrid y Valencia

El Barcelona hizo ayer los deberes ante el Gran Canaria y se mantiene en el liderato a pesar de las victorias de sus más inmediatos perseguidores, el Real Madrid y el Valencia, que siguen metiendo presión a los culés,
El cuadro azulgrana, sustentado en la pareja Abrines y Navarro (16 puntos cada uno) derrotó por 85-75 a un combativo conjunto insular, liderado por DJ Seeley, que mantuvo sus opciones hasta el cuarto final.
Fue un partido de continuos altibajos, que los de la Ciudad Condal dominaron con claridad en el inicio, gracias a su gran acierto en los triples, pero que los visitantes, con el control del rebote, la rápida salida en transiciones y el acierto de Alen Omic (17 puntos, 8 rebotes) equilibraron.
La explosiva salida de Seeley (20 puntos, 21 valoración) le dio las primeras ventajas a su equipo. Llegaron los de Aito García Reneses a dominar (9-12), pero el Barça revirtió la situación con el acierto desde lejos, especialmente por medio de Juan Carlos Navarro (16 puntos, cuatro triples).
A poco más de un minuto para el descanso, dominaban los azulgranas (43-35), aunque todo cambió después de un par de jugadas de dos más uno de Omic, dos técnicas y la expulsión de Xavi Pascual que permitieron a los canarios darle la vuelta a la situación ante un encendido Palau Blaugrana (43-44).
La igualdad se mantuvo en el tercer período, aunque el Barça consiguió pequeñas ventajas con Navarro como mejor argumento en ataque (57-53). La tercera falta de Tomic y el protagonismo de Seeley volvió a equilibrar el duelo (59-59), aunque Doellman rescató a su escuadra en los minutos finales y su equipo se fue al término del tercer cuarto con cuatro puntos de ventaja (65-61).
 A la hora de la verdad, Seeley volvió a aparecer, Omic y Savané lo acompañaron en ataque. Además el equipo de Aito apostó por la defensa ante un Barça con dudas y que se jugaba mucho en el encuentro.
 Se escaparon los culés en dos ocasiones (69-63 y 75-69) y a la tercera el Gran Canaria ya no tuvo respuestas (80-71), después de pasarse dos minutos sin anotar.
Fue decisivo en la recta final Álex Abrines (16 puntos), quien sustentó a su equipo y le permitió seguir dependiendo de sí mismo para conseguir el liderato.
Por su parte, el Real Madrid no encontró rival en un desconocido Montakit Fuenlabrada al que fulminó por 129-81, con una buena actuación de Trey Thompkins, el récord de asistencias de la Liga por parte de Sergio Rodríguez (19) y ocho jugadores ‘merengues’ anotando 10 o más puntos.
El cuadro capitalino comenzó fluido y acertado en ataque y no necesito mucho más para empezar a despegarse con claridad en el marcador ante la escasa eficiencia de la defensa del adversario.
Fue un choque de guante blanco, de poca tensión, y la prueba es que la primera falta personal del partido se señaló a los cuatro minutos de juego. El ‘Chacho’ y Ayón fueron los encargados de coger las riendas del choque con su acierto y dominio del juego. El canario puso el juego y el mexicano fue la mano ejecutora, tanto en los rebotes como en los puntos.
También logró el triunfo el Valencia Basket (75-78), que sufrió en la pista del CAI Zaragoza y sigue metiendo presión al líder. Al bloque maño se le fundieron los plomos en el último cuarto y eso permitió al conjunto ‘taronja’ distanciarse hasta 17 puntos (59-76) en el minuto 35, que parecían dejar sentenciada la contienda. Sin embargo, una reacción de coraje local a punto estuvo de dar la sorpresa porque los locales tuvieron una última opción de triple que no entró para haber mandado el partido a la prórroga.
Por otro lado, el Unicaja se acercó a los ‘play-offs’ tras imponerse de forma rotunda (60-86) a un Gipuzkoa Basket que solo tuvo fuerzas hasta el descanso y que piensa más en su futuro que en el presente. El Dominion Bilbao Basket también se mantiene en la lucha tras su claro triunfo (73-63) ante un ICL Manresa.