Yanguas aboga por «no conceder la victoria al virus»

Leo Cortijo
-

El obispo de la Diócesis se muestra tajante en relación a la suspensión de las procesiones y anima a celebrar la Semana de Pasión de este año de forma distinta: «¡No podemos quedarnos sin Semana Santa!, no podemos conceder esa victoria al virus»

Yanguas aboga por «no conceder la victoria al virus» - Foto: Reyes Martí­nez

«¡No podemos quedarnos sin Semana Santa!». El obispo de la Diócesis, José María Yanguas, no puede ser más tajante en relación a la suspensión de los desfiles procesionales y anima a celebrar la Semana de Pasión de este año de forma distinta. «Esa victoria no la podemos conceder al virus, que ya se nos ha llevado tanta vidas y está suponiendo tanto dolor y sacrificio», recalca con ahínco.

Su consejo a la comunidad nazarena es seguir por radio o televisión las retransmisiones de las ceremonias sagradas de estos días que, con la ausencia casi absoluta de fieles, «llegarán hasta nosotros desde los distintos medios». En este sentido, se refiere particularmente a las liturgias del Jueves y del Viernes Santo, las de la noche del Sábado Santo y del domingo de Pascua. «Podremos asistir a ellas en nuestras casas, en recogido silencio y con espíritu de fe», dice, y es que «será también un buen momento para, reunidos en familia,  leer los textos de la Pasión del Señor».

Yanguas entiende y comparte el «dolor» que sienten los nazarenos conquense: «Son ya 14 años en esta querida ciudad como un vecino más, como para no saber lo que la Semana Santa significa para la inmensa mayoría de los conquenses». En palabras del obispo, la Semana de Pasión «significa para Cuenca algo así como su anual autorealización como ciudad». Por eso, termina, «este año faltará algo a la conciencia que tiene de sí... No será ella misma».