La lista de contagios por pueblos, "clave" para desescalada

S.L.H
-

El Gobierno de Castilla-La Mancha trabaja en un listado con el número de contagiados segregados por municipios, "clave" para la desescalada.

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, se reunió por videoconferencia, desde el Palacio de Fuensalida, con los delegados provinciales de la Junta.

El Gobierno de Castilla-La Mancha está trabajando en la elaboración de un documento que recoja el número de contagiados segregados por municipios, una información que considera "clave" para poder afrontar la desescalada en el corto plazo.

Así lo señaló a preguntas de los medios tras una rueda de prensa el vicepresidente del Gobierno regional, José Luis Martínez Guijarro, quien precisó que en cuanto manejen esa información, se hará pública.

"Ya ofrecemos datos a nivel regional y provincial, y también a nivel de cada uno de los centros hospitalarios en la región. Estamos trabajando para tener los datos por localidades, algo clave para analizar la realidad de cada uno de los territorios", afirmó.

Por otro lado, el vicepresidente de Castilla-La Mancha avanzó que el próximo Consejo de Gobierno -previsto para mañana martes- dará luz verde a la creación de un comité técnico y administrativo que se encargará de adaptar la estrategia de desescalada, que proponga el Gobierno de España, a la realidad de la comunidad autónoma, "pensando en las amplias comarcas donde la incidencia de esta pandemia ha sido menor que en otros territorios".

Uno de los primeros pasos para la conformación de este comité ha sido contar con la opinión de los delegados de la Junta de Comunidades en cada provincia, así como con los respectivos delegados de las consejerías que tienen un conocimiento más cercano de la realidad de cada uno de los territorios.

En este sentido, el vicepresidente insistió en la importancia de esta coordinación interna toda vez que señaló la necesidad de que exista un trabajo conjunto con las comunidades autónomas vecinas y con las decisiones que puedan estar tomando regiones limítrofes con Castilla-La Mancha -(Madrid, Extremadura, Andalucía o Comunidad Valenciana) y cuyas decisiones pueden tener incidencia en algunos de los municipios de la región.

 

VIGILANCIA DE ATENCIÓN PRIMARIA.

Además, Martínez Guijarro avanzó la puesta en marcha de un dispositivo de vigilancia especial de Atención Primaria en municipios de Castilla-La Mancha, donde la incidencia del virus ha sido menor, que puedan verse afectados por la llegada de personas procedentes de las grandes ciudades de otros puntos de España a los municipios de la región donde, o bien tienen familiares o cuentan con segundas residencias.

Se trata, según señaló el vicepresidente, de municipios o comarcas donde "el nivel de envejecimiento es elevado y son poblaciones de mucho riesgo", por lo que el papel de este dispositivo de vigilancia será detectar "lo antes posible" los contagios que puedan sucederse.

 

TEST A 50.000 TRABAJADORES SANITARIOS Y SOCIOSANITARIOS.

En otro orden de cosas, Martínez Guijarro indicó que se va a proceder a la realización de test a un total de 50.000 trabajadores cuya labor se desempeña en centros sanitarios (profesionales médicos o personal auxiliar) que no presentan síntomas para cribar si alguno pudiera estar contagiado sin saberlo.

Estos test se realizarán también a personal de limpieza, de vigilancia o de transporte sanitario, y a ellos hay que sumar los ya efectuados a aquellos trabajadores que han presentado síntomas.

Al respecto del personal que trabaja en residencias de mayores, el vicepresidente del Ejecutivo autonómico apuntó que se mantendrán por el momento los 53 equipos médicos puestos en marcha para atender la situación a lo largo de toda la región, y a futuro se analizará la necesidad de ampliar o no la plantilla.

 

REPARTO DE 10.000 MASCARILLAS.

El vicepresidente se refirió también al reparto de 5 millones de mascarillas que se ha iniciado hoy y que llegarán a 800.000 hogares de la comunidad autónoma a través de Correos "para que en todos los municipios de la región haya un mínimo de material una vez que se inicie la desescalada".

Además, adelantó que este próximo miércoles el Gobierno de Castilla-La Mancha se reunirá con los representantes de los colegios de farmacias de la región para acordar un segundo reparto de otros 5 millones de mascarillas que se hará a través de las farmacias, con la única necesidad de presentar la tarjeta sanitaria de la región y sin que haga falta prescripción facultativa.

 

"NORMALIDAD" EN LA SALIDA DE NIÑOS.

Por último, y preguntado por cómo se vivió este domingo la primera jornada en la que niños de Castilla-La Mancha podían salir con un adulto, Martínez Guijarro aseguró que fue un día de "normalidad".

No obstante, consideró que cuando se salga a la calle es "imprescindible ser cuidadosos con las distancias mantenidas con el resto de personas que están en espacios libres y con las medidas de higiene que conocen de manera sobrada. Estamos convencidos de que la responsabilidad será la tónica masiva", concluyó.