Diputación aprueba la mejora laboral de los gerocultores

Redacción
-

El Pleno dio el visto bueno, con el apoyo de PP y PSOE y la abstención de IU, a la modificación de las funciones de los 50 trabajadores de la Residencia Sagrado Corazón de Jesús

Diputación aprueba la mejora laboral de los gerocultores

Con el respaldo de populares y socialistas y la abstención de la única diputada de Izquierda Unida, la Diputación de Cuenca ha aprobado en el Pleno ordinario de este martes la mejora de las condiciones laborales del medio centenar de gerocultores de la Residencia Provincial Sagrado Corazón de Jesús. Un asunto importante que ha querido resaltar el presidente de la institución provincial, Benjamín Prieto, porque, de esta manera, se da respuesta a una reivindicación histórica de este colectivo, que viene demandando desde hace 23 años y que finalmente han visto cumplida.
Como consecuencia de este acuerdo plenario, el medio centenar de gerocultores —49 de ellos funcionarios y uno laboral— han visto incrementado su nivel de 16 a 18, lo que se ha traducido en un incremento salarial de 666,54 euros anuales y que conllevará para las arcas provinciales un aumento total en el gasto de personal de 33.327 euros. Pero para ello ha sido necesario acometer una modificación de las funciones del puesto de trabajo de gerocultor que viniera a sustentar dicha subida de nivel y salarial. 
Cambio que se ha materializado en la incorporación de funciones tales como participar de manera plena y obligada en las reuniones del equipo multiprofesional, asumir el rol de profesional de referencia velando por hacer efectivo un apoyo personalizado al residente, mantener relaciones de manera habitual con las familias del residente en aspectos de su competencia y asistir en terapias no farmacológicas, principalmente aunque no solo, fisioterapia y rehabilitación, así como acompañar al residente al lugar donde se realiza la terapia y participar en la ejecución de la misma siempre que sea necesario.
Aunque esta vez con el apoyo del Grupo Popular, el rechazo de Izquierda Unida y la abstención de los socialistas, el Pleno también ha dado el visto bueno a la primera modificación de créditos de este año por un importe de 120.000 euros, que permitirá que el Patronato de Desarrollo Provincial pueda gestionar estos fondos y así apoyar con 70.000 euros el proyecto de CEOE CEPYME Cuenca ‘Invierte en Cuenca’ para la atracción de inversiones y empresas a nuestra provincia y con otros 50.000 para ayudar a los Ayuntamientos de la provincia en la contratación de informadores turísticos. Dos asuntos de relevancia, a juicio de Prieto, que, sin duda, vienen a contribuir al desarrollo del territorio.
Unanimidad
La unanimidad, sin embargo, sí se ha dado en la sesión plenaria de este martes a la hora de abordar la solicitud del Ayuntamiento de la capital, a instancias del grupo ‘Viva el fútbol’ representado por Antonio J. Taravilla, de poner el nombre de ‘Joaquín Caparrós Camino’ al campo de fútbol de ‘La Bene’, propiedad de la Diputación. Una cuestión que ha suscitado el respaldo unánime del plenario por considerarla “justa y más que merecida” a tenor de la estrecha relación del actual entrenador del Sevilla FC no solo con la ciudad de Cuenca, sino también con la provincia, y además, desde hace muchos años.
Unanimidad que igualmente se ha mantenido cuando se ha abordado la revisión y actualización anual del inventario de bienes de la Diputación a fecha de 31 de diciembre de 2018, cuyo valor estimado se eleva a casi 69 millones de euros y en el que ya se incluyen las últimas adquisiciones de la institución, como es el Convento de Padres Franciscanos de San Clemente o el Poblado de Uña, así como, por ejemplo, la adquisición de una acción de la empresa TRAGSA o la cesión de uso a la Diputación de la antigua iglesia de la Trinidad de Moya, ahora acondicionada como alojamiento turístico de singular interés.
También con el respaldo unánime del plenario, se ha aprobado la petición de compatibilidad de una trabajadora de la Diputación para ejercer una segunda actividad laboral como orientadora en un curso de 560 horas de manera no permanente, a tiempo parcial y fuera de su horario habitual de trabajo en la institución provincial. 
Pero, sin embargo, la unanimidad se ha roto a la hora de abordar una solicitud similar de otra trabajadora, en su caso, para impartir un certificado de profesionalidad de 290 horas, que, en esta ocasión, no contó con el beneplácito de la Comisión de Personal al ir en contra normativa vigente, por lo que el Pleno ha ratificado dicha negativa con el respaldo de populares y socialistas y la abstención de IU.
Idéntica suerte ha corrido el acuerdo sobre corrección de errores materiales en las bases de ejecución del presupuesto de este año de la institución provincial en relación a una serie de subvenciones, que, sin embargo, están correctamente dotadas en el presupuesto. Un punto que ha recibido el respaldo de PP y PSOE, mientras que Izquierda Unida ha optado por votar en contra.
Mociones
La unanimidad del Pleno, no obstante, ha regresado en el capítulo de mociones, cuando ha llegado el momento de aprobar la presentada por IU para la retirada progresiva de las tuberías de fibrocemento en la provincia de Cuenca por la presencia de amianto en su composición. En consecuencia, se ha acordado realizar una auditoría-informe sobre la calidad y situación de las conducciones de agua potable de fibrocemento existentes en las redes de abastecimiento de los municipios de la provincia, así como de aquellas infraestructuras públicas de competencia municipal que puedan contener amianto o alguno de sus derivados. 
Con el visto bueno a esta moción también se ha dado luz verde a la elaboración y puesta en marcha para los diferentes municipios de la provincia de un plan de eliminación de amianto y derivados, sobre todo, de la red de suministro de agua potable, la introducción de un elemento diferenciador en el Plan de Obras y Servicios (POS) aumentando el porcentaje de aportación de la Diputación al coste de este tipo de actuaciones y la solicitud a la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) para impulsar convenios de colaboración entre los Ayuntamientos que puedan contar con este material en sus respectivas redes de agua con las Comunidades Autónomas para hacer posible la eliminación total de estos materiales.
Las otras tres mociones presentadas, dos de ellas por IU y otra por el Grupo Socialista, no han corrido la misma suerte e, incluso, no se han llegado a abordar al no aprobarse la urgencia de su debate con los votos del Grupo Popular y a pesar del apoyo de PSOE e IU. En esta situación se han encontrado dos mociones de Izquierda Unida, una para reivindicar el derecho al voto de las personas migrantes y otra para apoyar una Ley de Memoria Democrática en Castilla-La Mancha, y una de la bancada socialista, presentada por cuarta sesión plenaria consecutiva, sobre la recuperación por el Pleno de la Diputación de la competencia delegada a la Junta de Gobierno de aprobar los reconocimiento extrajudiciales de créditos.