La teoría de éxito de Luis Enrique

EFE
-

El seleccionador nacional advierte que la clave es ser fiel a uno mismo

La teoría de éxito de Luis Enrique - Foto: RFEF

El seleccionador español Luis Enrique Martínez y el director deportivo de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), José Francisco Molina, mantuvieron un encuentro digital con los seleccionadores de todas las categorías de la Roja, en el que recomendó ser siempre protagonista con balón de los partidos y explicó su teoría de «excusas o resultados».
La charla contó además con la presencia de el seleccionador sub’21 Luis de la Fuente, sub’19 Santi Denia, sub’18 Pablo Amo, sub’17 David Gordo y Julen Guerrero que se encarga de la sub’15 y sub’16.
«Lo primero y principal es a qué juega la selección y a qué juego cuando no tengo el balón», explicó el técnico de la absoluta. «Tenemos que ser consecuentes con lo que le pedimos al jugador. Como no disponemos de mucho tiempo para trabajar, hay que pedir tener el balón el mayor tiempo posible y que el rival lo tenga el menor tiempo posible. Desde ahí reflexionamos si nos quedamos en repliegue, yo no creo en él, creo en el ataque y en presionar», añadió como sus señas de identidad
Para el asturiano es clave que el jugador esté «convencido para cometer menos errores» y pidió a todos que sean fieles a sí mismos. «Es muy importante analizar en qué te sientes a gusto. Al éxito se puede llegar de mil maneras pero si quieres ser creíble y sentirte bien contigo es ir con tus cartas, porque a todos nos van a echar alguna vez. Si es así, que me echen con mis cartas. Yo juego a esto. Y como seleccionador podemos escoger el perfil».
Y desarrolló su concepto «excusas o resultados» pidiendo que estén por encima del marcador. «Más allá de las pizarras, tenéis que ser fieles a lo que sintáis. Un concepto interesante es excusas o resultados, a nosotros nos juzgan por resultados claramente, puedo buscar la excusa en donde sea y casi siempre está fuera».
Por último, Luis Enrique pidió a todos los seleccionadores mucho trato con el jugador de manera individualizada y desveló cómo recibe a los nuevos internacionales que convoca. «El mensaje individual es el mejor del mundo. Nosotros cuando llega un jugador nuevo a la selección le hacemos un vídeo, lo sentamos y le digo por qué le traigo a la selección con un análisis exhaustivo de lo que hace bien y luego en lo que vamos a mejorarle», añadió.
«Los jugadores no son perfectos. Son muy buenos, pero tienen sus carencias», concluyó.