Cs insiste en la necesidad de acondicionar el mercadillo

Redacción
-
Cs insiste en la necesidad de acondicionar el mercadillo

Los ediles de la formación naranja denuncian que el aparcamiento de la calle de Antonio Maura está lleno de baches, que las aceras están levantadas y que la valla metálica que delimita la reguera de Santa Ana ha desaparecido en algunos tramos

Los concejales del Grupo Municipal Ciudadanos en el Ayuntamiento de Cuenca han insistido en la necesidad de acondicionar el espacio en el que se celebra cada martes el mercadillo municipal o, en caso contrario, buscar un lugar alternativo con el fin de garantizar la seguridad de los usuarios. La portavoz de la formación naranja, María Jesús Amores, ha vuelto a denunciar públicamente que el aparcamiento de la calle Antonio Maura está lleno de baches -que en días de lluvia se convierten en charcos-, que las aceras están levantadas y que ha desaparecido parte de la alambrada metálica de protección que delimita la reguera de Santa Ana. Además, ha advertido de la presencia de una valla publicitaria abandonada, “que corre el riesgo de desprenderse en días de viento”.

Para los ediles de Cs, “al equipo de Gobierno del Partido Popular no le sirve como excusa que no se trate de un espacio municipal para poder actuar -como han esgrimido en varias ocasiones-, porque si el Ayuntamiento puede celebrar allí el mercadillo, tiene que ser responsable también de garantizar la seguridad y la limpieza”.

Amores ha recordado que en noviembre de 2018 la formación naranja presentó en el Pleno una moción “que lamentablemente no salió adelante por el voto en contra de PP, y la abstención de PSOE e IU”, que proponía una batería de medidas para mejorar el estado del mercadillo municipal. La misma preveía tres frentes de acción para mejorar las condiciones de los puestos, para garantizar un mejor servicio a los ciudadanos y para controlar el cumplimiento de la normativa.

Con objeto de acondicionar el recinto y mejorar la calidad del servicio, desde Cs se propone llevar a cabo una actuación integral de bacheado, arreglar la valla metálica de protección que delimita la reguera, limpiarla de los restos de basura que se acumulan, y por dotar el recinto de más contenedores.

Con el fin de mejorar las condiciones de los puestos, se aboga por una distribución por sectores, por una correcta demarcación de lindes y numeración, por el repintado de las marcas horizontales, y por la ampliación del espacio de separación entre los puestos para mejorar la movilidad.

Los ediles de la formación naranja también creen necesario mejorar el servicio de limpieza -tanto antes como después del mercadillo-, incrementar el control policial, y dotarlo de un puesto de socorro móvil con desfibrilador. De no llevarse a cabo estas mejoras, Cs solicita al equipo de Gobierno que busque un lugar más seguro para el mercadillo, “que bien podría ser el recinto ferial, una vez realizadas las mejoras pertinentes”.