Los centros públicos tendrán renovables a final de 2021

Leticia G. Colao
-

El presidente regional, Emiliano García-Page, inauguró en Talavera la jornada 'El futuro del gas renovable en España' destacando que en la comunidad «vamos por delante y vamos a dar ejemplo»

Los centros públicos tendrán renovables a final de 2021

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha anunciado que, a finales de 2021, todos los centros públicos de la región, no solo educativos o sanitarios sino de todos los ámbitos, deberán contar con un certificado que acredite que la energía que reciben es de origen renovable. Así lo ha indicado Page durante la inauguración de la jornada ‘El futuro del gas renovable en España’ celebrada en Talavera. «En la región vamos por delante y los vamos a seguir haciendo dando ejemplo».
García-Page ha explicado que el gran factor de competitividad y el gran objetivo como país será «que produzcamos nuestra propia energía, combinando todos los factores». En este sentido, apostó por «aprovechar lo que tenemos antes de pedir y exigir» y destacó que en Castilla-La Mancha, «somos una región puntura». El presidente regional abogó por lograr «no solo un mundo más sostenible, sino mucho más rentable», sostenibilidad a la que «algunos se apuntarán cuando vean esa rentabilidad, ahora no». Para entonces, añadió, «nosotros ya habremos madrugado».
El presidente autonómico recordó la importancia de apostar por la «soberanía energética», especialmente en un país como España, donde somos «muy deficitarios» en materias primas como petróleo o gas. Pero además del factor competitivo, muy importante, existen «razones morales» para «empeñarnos en nuestro futuro y el de nuestros hijos» desde una perspectiva de sostenibilidad.
 «Europa en la batalla de la sostenibilidad hace bien en ir por delante, porque el que llegue detrás, tendrá que hacer un esfuerzo de adaptación», ha manifestado el presidente, antes de celebrar que esta región «ya va por delante», pues producimos en energía renovable «el doble de toda la energía global que consumimos como comunidad autónoma».


Renovables. La alcaldesa de Talavera, que agradeció la realización de esta jornada en la ciudad y animó a los empresarios a conocerla e invertir en ella, recordó que en Europa cada año mueren de forma prematura 800.000 personas a causa de la contaminación del aire, mientras que por el contrario el 40% de incidencia de energías renovables en la actualidad, aumentarán al 68% de la generación eléctrica en España en 2030 y casi al 90% en 2050. «Esto nos llevan a la conclusión de que las energías limpias no son la mejor, sino la única alternativa para hacer sostenibles las economías modernas».
Tita García Élez destacó los sectores estratégicos del crecimiento económico como el del transporte; el biometano como uno de los «vectores energéticos imprescindibles» para alcanzar los objetivos de movilidad sostenible; o su inclusión en la vivienda. El biometano, uno de los gases protagonistas de esta jornada, se postula como «futuro energético», al ser «una fuente de energía limpia, segura y renovable y fácilmente desechable».
Organizada por Sedigas, el acto ha escenificado la petición de medidas que permitan crear un ecosistema para desarrollar el gas renovable. Se ha celebrado que Castilla-La Mancha ya esté dando pasos regulatorios con medidas como la Ley de Economía Circular, generando las condiciones que favorezcan un desarrollo sostenible en la región.
La presidenta de Sedigas, Rosa María Sanz, indicó que no es casualidad que esta jornada se celebre en Castilla-La Mancha, una región que está estudiando con varias instituciones la viabilidad de producir gas renovable utilizando residuos de vertederos, de plantas EDAR y otros proyectos que permitirán aprovechar los residuos de explotaciones agroalimentarias. Esto convertiría a Castilla-La Mancha una región pionera en el aprovechamiento de esta fuente de energía renovable.