Los partidos acuerdan un único debate a cinco en televisión

Europa Press
-

El PP critica la "nula disposición" del Gobierno a fijar otra fecha que no sea el 4 de noviembre y los socialistas recuerdan que todos los debates, salvo uno, han sido en lunes

Los cinco principales candidatos a la Presidencia del Gobierno -Pedro Sánchez, Pablo Casado, Albert Rivera, Pablo Iglesias y Santiago Abascal- participarán finalmente en un único debate en televisión el próximo 4 de noviembre, han avanzado fuentes socialistas y confirmado el PP. 
El acuerdo se ha alcanzado en la tarde de este jueves en una reunión entre representantes de los equipos de campaña de PSOE, PP, Ciudadanos, Unidas Podemos y Vox. El debate lo organizará la Academia de la Televisión en el Pabellón de Cristal de la Casa de Campo, pero queda por concretar qué cadenas estarán interesadas en retransmitirlo. 
La celebración del debate ha estado en el aire hasta el día de hoy debido principalmente a la falta de acuerdo entre el PSOE y el PP en torno a la fecha del día 4. 
Los socialistas no querían mover de día el debate alegando que el martes y el miércoles siguientes había fútbol -lo que dificultaría que determinadas cadenas lo emitiesen-, mientras que los populares apelaban a un "compromiso personal" el día 4 del líder del PP, Pablo Casado, que le haría imposible participar en el debate. Acusaban además al PSOE de no querer esperar más allá del día 4 para que no le coincidiera con la publicación de las últimas cifras del paro. 
En cambio, desde el partido que lidera Pedro Sánchez recuerdan que en la historia de los debates celebrados en la democracia actual todos han tenido lugar en lunes, con la única excepción del segundo debate previo a las generales pasadas del 28 de abril, que se hizo un martes. El resto de los celebrados en 1993, 2008, 2011, 2015 y 2016 tuvieron lugar en lunes, remarcan desde el PSOE.

 

Los populares cargan contra la actitud del PSOE

El PP ha aceptado finalmente que el debate sea el día 4 de noviembre ante la "nula disposición del PSOE a celebrarlo en otra fecha". "El PSOE se ha cerrado en banda y hemos aceptado porque por encima de todo están los intereses de los ciudadanos que merecen, al menos, un debate", han señalado fuentes de la dirección nacional del partido.
Fuentes del PP han afeado al PSOE su actitud por plantear que debía "ceder" el partido más interesado en celebrar ese debate, y por eso han aceptado hacerlo el 4, aunque creen que debía celebrarse en una fecha posterior, una vez que se conocieran los datos del paro. 
Pese al acuerdo en torno a un único debate, el PP ha criticado que los socialistas hayan rechazado de nuevo la celebración de un cara a cara entre Pedro Sánchez y Pablo Casado, como han venido demandando públicamente en las últimas semanas, según han añadido las mismas fuentes.
Ciudadanos y Unidas Podemos venían reclamando desde el principio la celabración de dos debates, como se hizo en la campaña anterior, si bien en esta ocasión, debido a la repetición electoral, el periodo de campaña se reduce de 15 a ocho días.
El PSOE, en cambio, solo aceptaba un único debate en el que participase su candidato a la presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, y amenazó con no acudir a ninguno si el resto de formaciones no cedían en este aspecto.