El primer debate electoral se centra en el bloqueo político

Europa Press
-

El consentimiento ha sido uno de los asuntos que ha marcado parte del debate electoral que han mantenido los portavoces de PSOE, PP, Ciudadanos, ERC, PNV y Vox en Televisión Española, el primero que se ha producido de la recién estrenada campaña

El primer debate electoral marcado por el bloqueo político

La portavoz del PSOE en el Congreso, Adriana Lastra, la de Podemos, Irene Montero y el de ERC, Gabriel Rufián, han instado a la portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo, a rectificar y que acepte que solo un "sí" explícito significa "sí" en el consentimiento entre hombres y mujeres. La candidata popular se ha reafirmado en que "no todo lo que no sea un sí es un no" y ha contraatacado recordando que ya hay más mujeres asesinadas en lo que va de año, con Pedro Sánchez en la Moncloa, que en todo el año pasado completo.  Este es uno de los asuntos que ha centrado parte del debate electoral que han mantenido los portavoces de PSOE, PP, Ciudadanos, ERC, PNV y Vox en Televisión Española, el primero que se ha producido de la recién estrenada campaña para las elecciones del próximo 10 de noviembre. 
La primera en atacar ha sido la portavoz del PSOE, Adriana Lastra, quien ha recordado el último asesinato de una mujer que ha tenido lugar hoy y la sentencia de la manada de Manresa que se produjo ayer y condenó a los acusados por abusos y no por violación. 
Lastra ha dejado claro que hay que reformar la Ley para que solo un "sí" sea un "sí" y no se vuelvan a ver casos como la sentencia de ayer. Ha afirmado que no iba a pedir a Álvarez de Toledo que rectificara su opinión porque sabía que no lo iba a hacer, pero sí la ha instado a que   adquiera el compromiso del PP de apoyar la modificación del Código Penal para que solo sea "sí" cuando hay un "sí" explícito. 
Además, ha espetado a la candidata del PP que "hablar de mujeres no es ser feminista". "Mujerismo no es feminismo", la ha dicho. 
Sin embargo, Cayetana Álvarez de Toledo le ha pedido que no la haga emplazamientos porque el PSOE "no va a gobernar" y se ha reafirmado en su opinión de que "no todo lo que no sea un sí es necesariamente un no" y ha atacado al PSOE por la afirmación realizada por la vicepresidenta en funciones Carmen Calvo de que el feminismo es de izquierdas --"no bonita, nos lo hemos currado",... dijo Calvo--. 
Según la portavoz del Grupo Popular, lo que más daño hace al feminismo es esa manera de entender el feminismo. En su opinión, el discurso que hacen los populares es para educar a las mujeres a ser fuertes y para convivir con los hombres, no para que piensen en los hombres solo como alguien que les va a hacer daño. "No solo el PSOE protege a las mujeres y se ocupa de ellas", ha dicho. 
En este sentido, ha echado en cara a la portavoz socialista que han muerto 51 mujeres asesinadas en lo que va de año, con Pedro Sánchez en la Moncloa "que no gobernando, que no ha gobernado", que es más que en todo el pasado ejercicio. "Todo palabrería, los hechos y realidades desmienten sus discursos", ha espetado a Lastra. 
La portavoz de Podemos, Irene Montero, también ha instado a la 'popular' a que rectifique: "Toda España piensa que te equivocaste", la ha dicho. Ante lo que Álvarez de Toledo le ha dicho que su pensamiento es "totalitario" porque no todas las mujeres en la izquierda piensan como la dirigente del partido morado. "Mi partido no es una secta", ha insistido la candidata del PP. 
El portavoz del PNV, Aitor Esteban, no ha entrado a polemizar sobre el asunto, pero si que se ha mostrado a favor de la reforma de la Ley para que "solo un si sea si" porque los casos de Pamplona o Manresa son "terribles".

 

Ciudadanos rechaza que solo PSOE y Podemos sean feministas 

Pero el cabeza de lista de ERC, Gabriel Rufián, sí que ha pedido a la 'popular' se "replantee" su postura porque "hay mucha gente a la que se le revuelve el estómago". 
La portavoz de Ciudadanos, Inés Arrimadas, por su parte, ha echado en cara a PSOE y Podemos que crean que solo ellas son feministas y ha recordado que a ella la echaron de la manifestación del 8 de marzo. 
Sobre este asunto, el candidato de VOX, Iván Espinosa de los Monteros,  ha expresado su máxima repulsa contra los asesinos de mujeres y ha reclamado la "cadena perpetua" para violadores y asesinos. Pero ha aprovechado su turno para hablar de inmigración, criticando que se lo habían prohibido, y ha culpado de la inseguridad en las calles a los MENAS.

 

Recriminan al PSOE no cumplir lo que promete en campaña 

En el capítulo económico, los partidos de la oposición recriminaron al PSOE que nunca cumple lo que promete en campaña. "El PSOE, cuando llega al gobierno, hace lo contrario", ha resumido Irene Montero, quien considera que las propuestas económicas de Podemos son las que no dejaban dormir a Pedro Sánchez. 
También Gabriel Rufián reprochó al PSOE que no haya derogado las reforma laboral del Gobierno Rajoy como había prometido, mientras que Inés Arrimadas ha señalado que, en este año y medio de Gobierno socialista, Sánchez "no ha sacado presupuestos, ni reformas ni pactos, sólo a Franco en plena campaña, pero sí ha metido a 300 enchufados en las instituciones". 
Cayetana Álvarez de Tolero, que se declaró "conmovida" al ver que ERC hablaba de propuestas económicas para España después de haber "arruinado" Cataluña, presumió de que el PP es "el único partido que tiene probada su capacidad para gestionar la economía". Esa buena gestión fue puesta en cuestión tanto por Ciudadanos como por Vox, que recordó que con Mariano Rajoy subió la deuda un 50 por ciento, lo que deja "atados de pies y manos" a los gobiernos posteriores. Y antes de rebajar impuestos, Espinosa de los Monteros abogó por reducir el "gasto improductivo" del Estado, sobre todo en el ámbito político de las comunidades autónomas. En ello abundó también Arrimadas, defendiendo el fin de "chiringuitos" políticos. 
Frente a las rebajas fiscales defendidas por PP y Cs, Adriana Lastra subrayó que no es cierto que se aumenten los ingresos cuando se bajan los impuestos, sino que se acaban recortando los servicios públicos y agravando las desigualdades. "Los que hablan de bajar impuestos y mantener los servicios públicos, mienten y lo saben", proclamó. 
También Aitor Esteban puso en duda la rebaja generalizada de los impuestos y abogó por una política fiscal progresiva y equitativa. Además, rechazó que la competitividad se pueda conseguir con bajos salarios y defendió la ampliación del subsidio del desempleo hasta los 36 meses.