«El campus de Cuenca va a ser protagonista en el presente curso»

D. Guijarro
-

María Ángeles Zurilla es una conquense que desde diciembre de 2011, ocupa el cargo de vicerrectora de Cultura y Extensión Universitaria en el Campus de Cuenca y destaca la evolución de la universidad en la provincia y las novedades del curso.

María Ángeles Zurilla, vicerrectora de Cultura. - Foto: Reyes Martí­nez

María Ángeles Zurilla es una conquense  que desde diciembre de 2011, ocupa el cargo de vicerrectora de Cultura y Extensión Universitaria en el Campus de Cuenca. Toda una vida ligada a la carrera universitaria en la que tanto en el ámbito docente como en el de gestión ha pasado por todos los puestos. En el primero, desde el  humilde cargo de ayudante de escuela universitaria hasta el de  catedrática de universidad (concretamente de Derecho Civil).  En el segundo ha ocupado los puestos de subdirectora, vicedecana y  decana, todos ellos en la Facultad de Ciencias Sociales de Cuenca.
  Zurilla destaca la evolución de la universidad en la provincia y las novedades del presente curso donde el campus de Cuenca va a tener un importante protagonismo. Asegura que, a día de hoy, no tiene aspiraciones políticas.  
 En los años que lleva usted como responsable, ¿Cuáles han sido los mayores avances en el campus de Cuenca?
El campus ha ido creciendo poco a poco no solo desde el punto de vista de las infraestructuras, que se avanzaron muchísimo en las etapas anteriores, pero lo que yo más he vivido en este tiempo, sobre todo en los 8 años que fui decana, ha sido la adaptación al espacio europeo de educación superior. Las titulaciones pasaron de cinco a cuatro años, tuvimos que aprender lo que era aprendizaje por problemas, la evaluación continua, los créditos ECTS... y ese proceso fue muy duro, tuvimos mucho trabajo los equipos de todos los centros de la universidad. Fue una etapa muy dura porque supuso un cambio de metodología y de planes de estudios. Un cambio muy revolucionario. Ahora, tras asumir el vicerrectorado, las primeras promociones de esos estudiantes que ya comenzaron con los nuevos planes de estudio se han graduado este año.
¿Ha merecido la pena?
La verdad es que sí. Si echas la vista atrás, sí que ha merecido la pena. Hemos sido conscientes de que estamos trabajando por la sociedad y por los jóvenes y, a pasar de la dureza de los momentos vividos de mucho trabajo y estrés, soy consciente que han sido momentos cruciales para nuestra universidad,  para nuestra región y para nuestra ciudad y me cabe la satisfacción de haberlos vivido en primera persona y en el epicentro de este trabajo.
A principios de legislatura la relación entre la UCLM y la Junta fue algo tirante por el tema de los presupuestos. ¿Cómo está ahora esa relación?
Fue una situación muy tensa porque la Universidad reclamaba, siendo conscientes de las dificultades económicas, una transferencia nominativa digna que permitiera el funcionamiento adecuado y con un nivel de calidad imprescindible e irrenunciable en una universidad pública. Se vivieron momentos muy duros pero la verdad es que afortunadamente se impuso el buen hacer y el entendimiento en la negociación por ambas partes y ello cristalizó en un acuerdo muy importante, que pronto hará un año que se firmó y que facilita el buen funcionamiento de la UCLM.
¿Cual es la situación económica del campus de Cuenca?
La situación económica actual del campus de Cuenca es igual que la del resto de la universidad. En este momento, merced a ese convenio, y al esfuerzo que ha hecho en materia de mecenazgo,   y de búsqueda de otras fuentes de financiación, estamos a unos niveles que permiten un funcionamiento normalizado y poco a poco estamos alcanzando esas cotas de normalidad. Todo ello nos ha permitido aprobar en el Consejo de Gobierno del pasado mes de  julio un Plan de Fortalecimiento de la UCLM, que, en lo que queda de año y en 2015, va a dedicar 29.5 millones de euros,  tanto a reforzar la docencia, con la contratación de profesorado, como la investigación (se acaba de realizar una importante convocatoria de contratos pre y postdoctorales), así como la mejora de servicios e infraestructuras. En todos los campus se va a llevar a cabo alguna infraestructura nueva o la mejora de las existentes.
CCOO denuncia que la universidad se lleva la peor parte en los recortes regionales. ¿Quién tiene razón?
Como todo, depende del color del cristal con el que se mire. Siempre se puede pedir más, pero siendo sensatos y en el contexto económico actual podemos sentirnos satisfechos. No podemos olvidar que todavía estamos en momentos de dificultad económica.
¿Cree que se debería invertir más en las universidades públicas?
Soy una mujer del mundo académico que pronto voy a cumplir 25 años dentro de él y desde luego todo lo que se invierta en ciencia, innovación, tecnología e investigación es poco. Aquí es donde está el futuro de nuestra sociedad.
 ¿Está usted de acuerdo con elevar la nota media para lograr una beca hasta un 5,5?
Sí. Por supuesto no poner una nota media de notable o sobresaliente,  pero creo firmemente que subir la nota estimula el esfuerzo del alumno. Lo que no se puede hacer es permanecer eternamente disfrutando de una beca sin un esfuerzo académico. Elevar el nivel de exigencia en los estudiantes siempre es bueno y una nota de 5,5 no es alta, no es una nota para escandalizarse e incentiva a que el estudiante siga esforzándose y, permítame la expresión, no se duerma en los laureles.
¿Qué balance haría de los cursos de verano?
Finalmente han sido 27 los que han visto la luz y estamos muy satisfechos porque hemos alcanzado casi los 1.000 alumnos. En general han tenido un gran éxito de público tanto por la temática como por la calidad de los ponentes.
¿Destacaría alguno en especial?
Como han sido tantos no quisiera destacar  ninguno por no ‘menospreciar’ los demás, porque todos han sido muy buenos. Pero si me obligas a destacar uno de los que hemos tenido en Cuenca, que han sido de gran nivel, por la temática, con la que este vicerrectorado está muy sensibilizado,  y creo que la sociedad en su conjunto, el que  se celebró con motivo del X aniversario de la Fundación Leticia Castillejo, sobre cáncer y nuevas terapias, donde participaron oncólogos de primer nivel. Quizás ése por la carga emocional e, insisto, por la gran calidad, aunque como decía el nivel  ha sido excelente.
La UCLM ha lanzado una nueva edición del programa de formación del profesorado. ¿Es importante para ustedes?
Por supuesto. Este programa mejora constantemente la formación de nuestro profesorado tanto en cuestión de nuevas tecnologías como de innovación educativa. Es una temática en la que la UCLM está muy avanzada y es importante sobre todo para el profesorado joven,  aunque está dirigido a todos. Ahora utilizamos la plataforma Moodle para comunicarnos e intercambiar material de modo constante con los alumnos. La informática y las nuevas tecnologías avanzan a tanta velocidad que es bueno que existan estos planes de formación continua de nuestro profesorado.
¿Cuales son las novedades de este curso en Cuenca?
Este año el campus de Cuenca va a ser protagonista. El próximo día 7 se van a celebrar unas Jornadas Doctorales donde los jóvenes doctorandos tienen la oportunidad de intercambiar experiencias al tiempo que asisten a conferencias y  exposición de sus propios pósters. Ese mismo día se va a realizar una jornada técnica con Enresa donde investigadores de nuestra universidad pondrán en común con su personal los avances en este campo.
El día 21 de octubre celebraremos el XV aniversario del Centro de Promoción de la Literatura y la Lectura Infantil (Cepli) de renombre internacional, pionero y muy reconocido en ese campo.
Dos días después se celebrará en Cuenca la novena edición de Foro Empleo que acogerá a más de 2.000 estudiantes. Tenemos confirmada la presencia de más de 40 empresas. Además, a lo largo del curso 2014/15  vamos a ser la sede de congresos internacionales de relieve. Cuenca, el año que viene, va a estar de moda.
¿Cuantos alumnos hay matriculados para el presente curso?
Todavía no disponemos de las cifras definitivas pero calculo que estarán en niveles similares a las del pasado año en que la cifra total del campusa alcanzó los  5.863 estudiantes.
¿Qué papel desempeñan los másteres en esta universidad?
La especialización es muy importante. Los nuevos grados tienen una vocación generalista y es importante la especialización. Desde la facultad de Ciencias Sociales  se está trabajando en un máster de Gestión de Empresas Turísticas  y también se está trabajando junto con la Facultad de Ciencias de la Educación y Humanidades en un  título de especialista en Productos Turísticos. El máster confiamos en  que, si todo va bien porque la tramitación es compleja,  esté listo para implantarse en el curso 2015/2016. El  título de especialista podrá estar a partir de febrero o marzo.
¿Cómo está el proyecto de la implantación de turismo en Cuenca?
No hemos abandonado esta idea,  pero cuando este equipo rectoral inició esta etapa con una situación económica muy complicada apostó por consolidar los nuevos grados. Periodismo está ya totalmente consolidado con la graduación este curso de la primera promoción y la siguiente etapa sería empezar con las segundas titulaciones que iban en todos los campus. En función de la mejoría económica y las circunstancias se irá viendo, pero de momento hay que ir piano piano, aunque, como decía, sin abandonar la idea. Todavía no podemos marcar una fecha pero esperemos que el horizonte no esté lejos.
Existe preocupación dentro del campus por la bajada de alumnos en la Politécnica. ¿Hay riesgo de que se cierre?
En principio es una cuestión que ni siquiera nos hemos planteado. Para tranquilidad de los alumnos no es una cuestión que esté encima de la mesa. Sí que nos preocupa y estamos viendo soluciones y fórmulas para ponerle remedio. Sin embargo, no es un problema exclusivo de Cuenca porque el número de matrículas en las ingienerías está descendiendo en toda España.
Tras la dimisión de la decana el pasado curso. ¿Cómo está la Facultad de Bellas Artes?
La facultad está trabajando con normalidad. Hay un nuevo equipo decanal que ha empezado a trabajar con mucha ilusión y energía y se está moviendo para que la facultad continúe en la misma línea y pueda alcanzar cotas elevadas en su ámbito. Se está planteando también la creación de un nuevo máster.
El apoyo a la cultura conquense ha sido una seña de identidad de la UCLM ¿Seguirán en esta línea?
Dentro de lo que la situación económica nos ha permitido hemos tratado de seguir apoyando la cultura conquense, aunque no hay que olvidar que como Vicerrectorado de Cultura y Extensión Universitaria de la UCLM, proyectamos nuestra actividad en toda la región. En la práctica totalidad de los eventos culturales que se celebran en la ciudad está presente la UCLM. En el Congreso de Musicología, en la Semana de Música Religiosa o en la academia de órgano de  Julián de la Orden, por citar algunos. También colaboramos en la medida de nuestras posibilidades, cada vez que cualquier institución o asociación nos pide colaboración, son muchos los convenios culturales que hemos firmado en estos tres años con instituciones culturales. Además disponemos de una actividad cultural propia y de dos salas de exposiciones una en Cuenca y otra en Ciudad Real. La sala ACUA de Cuenca hasta finales de este curso tiene el espacio comprometido y programadas interesantes exposiciones. Para el desarrollo de la actividad culural en Cuenca siempre hemos contado con una importante ayuda del Patronato universitario.
El año que viene hay elecciones a rector. ¿Se baraja alguna alternativa? ¿Le gustaría seguir en el cargo?
Todavía es pronto y de momento no se baraja ningún nombre. Seguir en mi cargo…... Eso depende del rector. Es un trabajo bonito porque me permite trabajar por mi universidad, que es lo que he hecho siempre, y por mi ciudad porque si para la región la UCLM es vital, para Cuenca también.
Y hablando de elecciones y quinielas, hay rumores que la sitúan como candidata a la Alcaldía. ¿Hay algo de cierto en ellos?
Me hizo mucha gracia cuando vi esa primera quiniela y lo cierto es que, a día de hoy, no he recibido ninguna proposición en ese sentido y mi mundo siempre ha sido el académico. De momento, no tengo aspiraciones políticas.
¿Y si llega esa propuesta?
Me lo tendría que pensar muy muy mucho porque yo nunca he estado en política y, aunque es una labor muy loable, desde la  que se puede hacer mucho por los ciudadanos, desde mi cargo también y mi vida profesional ha girado siempre en torno al mundo de la universidad, que me apasiona.