Errejón carga contra Iglesias

SPC
-
Errejón carga contra Iglesias

El aspirante a la Presidencia madrileña con la plataforma de Carmena avisa a Podemos que «es más importante la gente que los partidos»

Las aguas bajan revueltas. La crisis de Podemos ha evidenciado una fractura con la salida de sus dos de sus pesos pesados y la pelota ahora está en el tejado de su líder, Pablo Iglesias, que espera cerrar este miércoles las críticas de los que le acusan de personalista. Ayer mismo, Íñigo Errejón, quien encabezará un nuevo proyecto junto a la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, justificó su marcha de la formación morada en que «cuando las cosas no van bien, es más importante la gente que los partidos» y afirmó que «tiene que haber comunicación» con Iglesias, ya que «la dirección del partido tiene que tomar una decisión política».
Lo hizo en una entrevista con un diario nacional, en la que elogió a Carmena por su «capacidad estratégica de largo recorrido», pero «no para las cosas de los grupos, sino para tener una idea de Madrid». «Y al mismo tiempo tiene la voluntad de que lo humano prime siempre. Es una referencia», añadió. 
En este sentido, el que fuera número dos de los morados señaló que la última vez que habló con Iglesias fue hace una semana para comunicarle su alianza con la actual regidora de la capital e insistió en que «tiene que haber» comunicación. «Puede haber una tentación de interpretar esto como una cuestión personal. La dirección de Podemos tiene que tomar una decisión política. Me parece legítima cualquiera», defendió. 
Así, a la preguntas sobre si es un traidor, Errejón respondió que ha hecho lo que el partido que cofundó le enseñó: priorizar la gente. «Lo hicimos en las europeas y en las municipales y nos llevó a las principales Alcaldías del país. No hay nadie que pueda discutir que las cosas no iban bien», insistió. 
«La inmensa mayoría de la ciudadanía demócrata y progresista estaba entre desanimada y huérfana. En esos momentos hay que anteponer la capacidad de construir una mayoría nueva a las necesidades de los partidos. Y hay que asumir el precio que eso cueste. Yo lo he asumido», agregó el exdiputado, al tiempo que criticó que, en los últimos tiempos, en Podemos había «disminuido la capacidad de hablar con ciudadanos que no son de nuestro partido». 
De hecho, manifestó que en la plataforma de la que ahora forma parte «queremos una candidatura en la que tienen que caber morados, IU y Equo, y mucha gente más». No obstante, sobre si podría entrar Ramón Espinar, quien ha dimitido de todos sus cargos en Podemos, en sus listas, desveló que antes de que le dijera nada, él ya le ha dicho que «no».