Las tuberías de abastecimiento para Ribereños, en este año

L.G.E.
-

Es uno de los compromisos que han sacado los municipios colindantes a Entrepeñas y Buendía de la reunión con el secretario de Estado de Medio Ambiente y el presidente de la Confederación del Tajo

Municipios como Chillarón del Rey se han visto obligados algunos veranos rellenar sus depósitos con camiones cisterna. - Foto: Javier Pozo

Los representantes de la Asociación de Municipios Ribereños de Entrepeñas y Buendía se reunieron ayer por la tarde con el secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán, el presidente de la Confederación del Tajo, Antonio Yáñez y el director general de Agua, Teodoro Estrela. El diputado autonómico y alcalde de Sacedón, Francico Pérez Torrecilla, contó a La Tribuna que era un encuentro convocado para mantener el contacto después de los cambios políticos a nivel nacional. En el orden del día se revisaron asuntos técnicos y no se entró en la cuestión del trasvase.
Pérez Torrecilla expuso que querían «trasladar nuestra preocupación en lo referente al Plan de Desarrollo, las inversiones pendientes y las obras de abastecimiento». Confesó que la reunión fue «bien», pues obtuvieron algunas respuestas. Destacó, por ejemplo, que el secretario de Estado indicó que antes de que termine el año se podrán «poner las tuberías de abastecimiento en pruebas», que es el paso previo a una apertura que se podría llevar a cabo poco tiempo después.
Esas tuberías de abastecimiento afectarían a la parte de los municipios ribereños del embalse de Entrepeñas y a otras tres localidades más del pantano de Buendía, aunque comentó que también beneficiará a algunos municipios que no son ribereños en sí, pero que sí son colindantes de esta zona.
Ese fue el compromiso más concreto que se llevaron los Ribereños de la reunión. Pérez Torrecilla admitió que «del resto de asuntos poco se nos ha dicho», pero sí les emplazó a una reunión próxima de la Comisión de Seguimiento del Programa de Desarrollo de los Ribereños, para abordar inversiones y obras pendientes.