Estudian incluir al taxi en el transporte escolar rural

S.L.H
-

Este servicio se lleva a cabo de manera excepcional en algunos pueblos, pero Fomento quiere contar con el sector dentro del transporte zonal de una manera «más formal».

El consejero de Fomento, Nacho Hernando, se reunió en la Consejería con la Federación regional del Taxi.

El Gobierno regional estudia junto con la Federación del Taxi de Castilla-La Mancha la inclusión del sector en el diseño del transporte zonal para prestar servicios en zonas despobladas y poder hacer uso de su servicio para el transporte de escolares. Así lo aseguró el consejero de Fomento, Nacho Hernando, en una reunión con la Federación del Taxi de Castilla-La Mancha a la que acudieron el presidente de la entidad, Manuel García Naharros, y representantes de las asociaciones provinciales.
Hernando recordó que ese servicio ya se lleva a cabo a día de hoy de manera  excepcional, ya que «en algunas rutas escolares no son autobuses los que llevan a los chavales al colegio, sino que es un taxi  contratado por la Administración y cumpliendo con la legalidad vigente», y añadió que «todo con el objetivo de utilizar el dinero del contribuyente lo más eficazmente posible».
El plan es incluir el taxi dentro del transporte zonal de una manera «más formal», un planteamiento que la Federación ve con buenos ojos. «Estamos convencidos de que somos la solución para muchos de los problemas que hay en el ámbito rural», dijo García Naharros, quien apostilló que en los desplazamientos en los pequeños pueblos, el sector es «fundamental». 
En este sentido, el consejero subrayó que «en algunos sitios donde hay que gastarse un dineral en poner un autobús para tres o cuatro niños, es mejor invertir ese dinero en un taxi que les lleva igual de bien a clase y de vuelta a casa».
 

Ampliar la capacidad del vehículo. En relación a otro aspecto ampliamente demandado por el sector, el titular regional de Fomento se mostró «dispuesto» a revisar parte del reglamento del taxi aprobado la pasada legislatura para, entre otras cosas, extender el servicio no solo a 7 plazas, tal y como se aprobó, sino también a 9 plazas.
También aseguró que la Consejería de Fomento facilitará que la Federación del Taxi de Castilla-La Mancha pueda reunirse con otras consejerías y hará un seguimiento porque considera que este sector es «de su negociado», recalcó Hernando.
El presidente de la Federación regional del Taxi valoró ser recibido por el consejero y recordó que el sector pasó por «unos momentos muy difíciles» cuando quedó «descapitalizado» durante el Gobierno regional del Partido Popular que contrajo una deuda de seis millones en relación al servicio de desplazamientos para diálisis.
No obstante, reconoció que en los últimos cuatro años se han producido algunas mejoras que han contribuido a que puedan «salir del atolladero» como la aprobación de un reglamento o la prestación del servicio con 7 plazas. «Era increíble que fuéramos una de las pocas comunidades autónomas que no tuviéramos un reglamento propio. Eso nos permite dar garantías tanto al cliente como al profesional», incidió García Naharros, que confió en que esta legislatura sea igual de fructífera.