'Zasca', 'casoplón' y 'amodorrante', ya forman parte de la RAE

Agencias
-

La asamblea de la Academia renueva su diccionario para incluir palabras que en la actualidad utilizan miles de hispanohablantes y modifica las definiciones de algunas entradas como 'homeopatía', que pierde su "poder curativo"

El director de la Real Academia, Santiago Muñoz Machado, en la sala de los 'sillones' - Foto: Emilio Naranjo

Palabras como zasca, antitaurino o casoplón son algunas de las novedades de la 23 edición del Diccionario de la Lengua Española (DLE), presentadas hoy en Sevilla por el director de la Real Academia Española (RAE), Santiago Muñoz Machado.
En total, el nuevo diccionario incluye 1.100 modificaciones con respecto a la versión anterior, y la adición de 284 enmiendas de acepción y de 229 artículos, lo que ha supuesto la entrada de voces como arboricidio, beatlemania, brunch, cumplemés, identitario, panhispanismo, y de coloquialismos como bordería.
Todos estos cambios se han detallado en el marco del XVI congreso de la Asociación de Academias de la Lengua Española que se celebra en Sevilla. La directora del DLE, Paz Battaner, ha explicado la elección de algunos términos, como por ejemplo el de antitaurino. "Los términos con anti son muchos y hay que hacer una selección, porque algunos son puntuales", ha matizado. En este caso concreto, se ha optado por aceptar antitaurino en el diccionario porque "hay un movimiento social muy fuerte detrás". "Tenía que entrar", ha añadido. En el caso de beatlemanía, ha llamado la atención sobre la adaptación del término al español, con acentuación incluida. 
En cuanto a las adiciones de acepción (88 en total), destacan la de aplicar como "presentar una solicitud oficial para algo", marcada como propia de América, o la de sieso, que, aplicado a las personas, ahora se define también como "desagradable, antipático, desabrido", con la marca de uso en España.
Entre las novedades también se encuentran agendar, aguantadero, amá, amish, amodorrante, annus horribilis, apá, bebop, besapié, brioche, candidatar, capillita, carajal, centrocampismo, enllavar, penthouse, router, rúter, textear y torá. 
Durante la rueda de prensa se ha abordado también el cambio de etimología de algunas palabras, como en etarra, que se atribuía al País Vasco cuando "es una formación de fuera" de esta región. 
Esta ha sido la tercera actualización de la 23ª edición del Diccionario de la Llengua Española (DLE) mientras se sigue trabajando en la 24, de la que también se está hablando estos días en el congreso. 

 

La homeopatía ya no es "curativa"

La RAE ha decidido enmendar la acepción de homeopatía, así acaba con su "capacidad curativa" y se conforma con describir su práctica, a la que atribuye con un "supuestamente" producir síntomas "iguales o parecidos a los que se trata de combatir". 
Esta ha sido solo una de las 1.100 modificaciones presentadas, entre las que también se encuentran también acupuntura, aguja, osteopatía, aniridia o analérgico. 
La caza a las pseudociencias ha llegado al lenguaje con la modificación de homeopatía. Hasta ahora se consideraba un "sistema curativo que aplica a las enfermedades, en dosis mínimas, las mismas sustancias que, en mayores cantidades, producirían síntomas iguales o parecidos a los que se trata de combatir". 
Mientras, que desde ya en la web y desde enero en la edición de papel, se puede leer la nueva definición: "Práctica que consiste en administrar a alguien, en dosis mínimas, las mismas sustancias que, en mayores cantidades, producirían supuestamente en la persona sana síntomas iguales o parecidos a los que se trata de combatir". 
Acupuntura otra técnica en entredicho también modifica su decis8ión en este caso la enmienda añadiendo que se trata de una técnica "tradicional china". De "técnica terapéutica consistente en clavar agujas en puntos determinados del cuerpo humano" pasa a "técnica terapéutica de la medicina tradicional china consistente en introducir agujas en puntos determinados del cuerpo del paciente". 
Por otro lado, a la primera acepción de osteopatía, que define como término médico usado para la enfermedad ósea. Añade como acepción que se trata de una "terapia de medicina complementaria consistente en aplicar masajes y otras técnicas de manipulación de los músculos y las articulaciones con el fin de restablecer el funcionamiento normal del cuerpo humano". 

 

Adiós a Margarita Salas, académica dueña del sillón i

La RAE también ha lamentado el fallecimiento de la investigadora y académica Margarita Salas, y ha trasladado sus condolencias a los familiares, amigos y compañeros de la científica.
Salas ingresó como académica en la RAE el 4 de junio de 2003, con un discurso titulado Genética y lenguaje, en el que glosó cómo la genética ha sido determinante en la adquisición del lenguaje por la especie humana va a ser también clave en su evolución.
Ocupaba desde ese día, cuando se convirtió en la primera mujer científica en ingresar en la institución, el sillón i, de la RAE, y durante su carrera profesional trató siempre de vincular las ciencias y las letras.
En el año 2008 depositó en la Caja de las Letras del Instituto Cervantes dos cuadernos con la investigación que realizó en el laboratorio de Severo Ochoa en la Universidad de Nueva York.
A través de la red social Twitter, la Real Academia Española ha expresado el dolor por la muerte de Margarita Salas y ha trasladado ese sentimiento a sus familiares y amigos.