Las sesiones y el voto telemático en Cortes salen adelante

J.A.J
-

El PP apoya la reforma del Reglamento de la Cámara Autonómica propuesta por Ciudadanos y respaldada por el PSOE para hacer posible el trabajo parlamentario en una situación excepcional como la última epidemia, aunque la ve "insuficiente".

Las sesiones y el voto telemático en Cortes saldrán adelante - Foto: CARMEN TOLDOS

Las Cortes de Castilla-La Mancha  ya podrán celebrar sesiones y votaciones por vía telemática de manera normalizada, como otras instituciones similares en el conjunto de España. El Pleno reunido este jueves aprobó por unanimidad un propuesta de Ciudadanos para reformar el Reglamento de la Cortes para hacer esto posible si vuelve a darse una situación de excepcionalidad como el aún vigente estado de alarma provocado por la epidemia de coronavirus, o para atender situaciones excepcionales particulares de un diputado, como  una enfermedad grave o un permiso por paternidad. Al respaldo del PSOE se sumo el del PP, si bien su portavoz parlamentaria, Lola Merino, tachó la modificación legal de «insuficiente».
La portavoz de Ciudadanos, Carmen Picazo, manifestó que la reforma propuesta por su grupo servirá para evitar que «unas Cortes con un reglamento del siglo pasado no puedan adaptarse a este siglo». Picazo señaló que el informe de los servicios jurídicos de la Cámara, que al inicio del estado de alarma sirvió para suspender la actividad parlamentaria habitual, reconocía que todo el problema para el funcionamiento ‘on line’ de la Cámara residía en su propia norma rectora, que forzaba a una actividad presencial contraria a las medidas de seguridad del confinamiento. Ese informe reconocía que no había ningún obstáculo técnico para que las Cortes pudieran funcionar por vía telemática.
Desde el PP, Merino no vio impedimientos a la propuesta de Cs, pero retó a Picazo a sumarse a los ‘populares’ para pedir otro cambio en el Reglamento: las sesiones de control al presidente de la Junta, como existen en otros parlamentos de España.
La portavoz del PP no se conformó con los viejos problemas del reglamento, y acusó directamente al presidente de las Cortes, Pablo Bellido, de «complicidad» con el jefe del Gobierno regional, Emiliano García-Page, para la «actuación totalitaria» de la suspensión de actividades parlamentarias.
Desde el PSOE, fue su diputado Ángel Tomás Godoy quien negó estas acusaciones de Merino. El también secretario primero de las Cortes advirtió que para ir más allá de esta reforma «express» e introducir  cambios de mayor calado en el Reglamento es necesario un consenso entre los grupos vinculado a la reforma del Estatuto de Autonomía.