La Junta reabre los 17 cotos existentes en la región

Redacción
-
La Junta reabre los 17 cotos existentes en la región - Foto: Reyes MartÁ­nez

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural anuncia que en febrero se va a aprobar el Plan de Gestión de la Trucha Común, algo que se debería haber realizado en la legislatura pasada y "lamentablemente" no se desarrolló

El Gobierno de Castilla-La Mancha va a recuperar la pesca como “actividad social que preserva el medio ambiente y que genera mucho desarrollo económico” en los entornos donde se asienta con la reapertura de los 17 cotos existentes en el territorio, trabajo iniciado esta legislatura con once ya abiertos y que se completará en el mes de febrero del año que viene con la puesta en marcha de los seis que quedaban por abrir. Así lo ha anunciado el consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, que esta mañana ha visitado el coto de Vadocañas junto a alcaldes de la zona y que es uno de los espacios que se reabrirán a los pescadores, mostrando así el apoyo y compromiso del Ejecutivo que preside Emiliano García-Page a la pesca “como actividad social vinculada al desarrollo rural”. En Castilla-La Mancha existen actualmente 65.000 licencias de pesca, ha dicho Martínez Arroyo, quien ha recordado el impulso dado este año para el desarrollo de esta actividad por las personas mayores de 65 años de edad de la región, que cuentan con la gratuidad de esta licencia. Acompañado por la alcaldesa de El Herrumblar, Concha González, así como los regidores de Villamalea, Cecilio González; el de Minglanilla, Jose Luis Hervás, y el de Iniesta, José Luis Merino, además de los directores provinciales de Cuenca y Albacete, Joaquín Cuadrado y Manuel Miranda, respectivamente, y Juan José Polo, vicepresidente del coto, entre otros, Francisco Martínez Arroyo ha resaltado el compromiso de la alcaldesa de esta localidad conquense con su pueblo y sus pescadores, así como el resto de alcaldes de la zona que se encuentran “muy relacionados con este entorno que se apoya en un río, el Cabriel, que representa probablemente lo mejor de la lucha por la conservación del medio ambiente en esta región” gracias a la que hoy se puede disfrutar de este paisaje, que es un concepto de “identidad” de Castilla-La Mancha.