El PP critica los recortes de Page en Dependencia

Redacción
-
El PP critica los recortes de Page en Dependencia

La diputada Pilar Martínez recuerda que la Plataforma de la Dependencia de Castilla-La Mancha ha llevado a los tribunales el nuevo Decreto de Dependencia porque lo ha sacado adelante sin consultar a las personas dependientes

La diputada regional del Partido Popular por la provincia de Cuenca, Pilar Martínez Peñarrubia, ha asegurado hoy que el Gobierno de Page debe explicar el recorte de 135 millones de euros a los Dependientes y Mayores en la Ejecución del Presupuesto de 2018, que se suman a los 33 millones de euros de 2016 y los 35 millones de 2017.

Según ha explicado Peñarrubia, “es aquí, en la ejecución presupuestaria, donde de verdad se ve el compromiso del Gobierno de Page con los colectivos más vulnerables y necesitados de la sociedad, que ES prácticamente nulo; y muestra de ello es el premio ‘Gente sin alma’ que la Plataforma por la Ley de Dependencia de Castilla-La Mancha ha otorgado, por dos años consecutivos, a García-Page. “Es decir, volvemos a los juegos de artificio de anunciar y prometer lo que luego son incapaces de gestionar”, aseveraba.

La diputada por Cuenca también se ha referido al nuevo Decreto de Dependencia del Gobierno de Page, recordando que ha sido llevado a los tribunales la Plataforma de la Dependencia de Castilla-La Mancha ya que, tras casi cuatro años esperando el desarrollo de este decreto, lo ha sacado adelante sin consultar a las personas dependientes de la región y porque se introducen artículos que, a su juicio, son una “barbaridad”.

Como ejemplo, se ha referido a que este nuevo Decreto establece que tiene que tener, en los casos de los municipios más pequeños de un profesional de referencia. “¿Dónde quedan los servicios sociales de Atención Primaria, imprescindibles en todo el proceso?”, se preguntaba al lamentar que la práctica en estos ejercicios se concretaría entonces en la superposición de trabajadores en la Dependencia sobre los Trabajadores Sociales en el territorio; “es decir, se convierten en gestores de los expedientes sin ninguna vinculación con el dependiente ni su realidad”, advertía.

Además, la Ley refleja que se tiene que contar con el Informe Social “sí o sí”. Sin embargo, lo que sucede en la práctica es que, desde las Direcciones Provinciales se está obviando a los servicios sociales de Atención Primaria y prescribiendo recursos al margen de ellos; y de ésta forma intentan acelerar los trámites y reducir los plazos de resolución a costa de la legalidad. “Pero ¿qué sucede así? Pues que en muchos casos se prescribe lo que el dependiente o no necesita o no es posible en su territorio”, indicaba.

"Datos tuneados". Relacionado también con la Dependencia, la parlamentaria autonómica ha criticado “el afán protagonista” que tiene la directora provincial de Bienestar Social, Amelia López, con salir a vender datos sobre la Dependencia en nuestra provincia cuando las cifras que ofrece están tuneadas para “tapar la ineptitud de Page en esta materia”. Por ello, Peñarrubia ha retado a los responsables del Gobierno del PSOE-Podemos en Cuenca que expliquen a costa de qué se supone que se reducen las listas de espera de Dependencia, "que no es otra razón que el número de fallecimientos -4.500 personas han fallecido en Castilla-La Mancha esperando a ser atendidos por la Junta-; o los motivos por los que, supuestamente, aumentan los usuarios o las prestaciones de dependencia”, que es por las ayudas low cost que ofrece el Gobierno regional ya que el 85 por ciento de ellos cobran prestaciones de 20 euros”. “¿Esto es estar dentro del Sistema de Dependencia?”, se cuestionaba la popular. Qué decir tienen, continuaba Peñarrubia, los 7.126 expedientes que están en el limbo de la dependencia, los 4.844 casos sin valorar guardados en los cajones, las 3.967 prestaciones pérdidas desde el inicio de la legislatura, la disminución continuada de plazas en residencias de mayores o el abandono del Gobierno de Page a los grandes dependientes como ya alertó la Plataforma de Dependencia cuando denunció que Page había recortado a un menor de 12 años la prestación económica destinada a los cuidados en el entorno familiar, necesaria para cubrir las necesidades del niño.