Arabia Saudí aprueba el regreso de las tropas de EEUU

Europa Press
-

La vuelta de los militares norteamericanos supone preparar una fuerte medida de contención contra cualquier posible ataque de Irán, aunque el gobierno de Trump asegura no tener intención de atacar la república islámica

Arabia Saudí aprueba el regreso de las tropas de EEUU - Foto: ZURAB KURTSIKIDZE

Arabia Saudí y otros países del Golfo han pedido el redespliegue de militares estadounidenses en su territorio y en sus aguas como medida de contención frente a cualquier intento de ataque iraní, según fuentes "bien informadas" del diario saudí Asharq Al Awsat. 
Estados Unidos retiró en 2003 el grueso de su contingente en Arabia Saudí, aunque ahora mismo existe un reducido grupo de militares en la población de Eskan, a 20 kilómetros de la capital, Riad, desplegados en una base propiedad del Gobierno saudí y residencia de la llamada Misión de Entrenamiento Militar en Arabia Saudí (USMTM). 
"El motivo principal de este redespliegue consiste en emprender una acción conjunta para disuadir a Irán de cualquier intento que pudiera realizar para incrementar la tensión militar en la región, ya sea para atacar a los estados del Golfo o a los intereses de Estados Unidos", según estas fuentes, que remarcan no obstante que Washington no tiene intención de atacar a la república islámica. 
Arabia Saudí es un aliado histórico de EEUU y némesis regional de Irán, con quien está librando guerras "por terceros" en Siria y Yemen. La tensión se ha acentuado en los últimos días después de que otro país del Golfo, los Emiratos Árabes Unidos, denunciara el sabotaje de cuatro barcos comerciales cerca de su costa. 
Dos días después, Arabia Saudí denunció dos ataques contra estaciones de bombeo en la provincia de Riad, ejecutados supuestamente por aviones no tripulados de la insurgencia yemení, los huthi, respaldados por Irán. 
Irán ha negado categóricamente que esté detrás de estos ataques y el portavoz del Ministerio de Exteriores iraní, Abbas Musavi, condenó los sabotajes y advirtió en contra de los "complots" contra la seguridad regional. En su comparecencia de esta semana, aseguró que el incidente en Emiratos es "alarmante y lamentable" y pidió que "se aclare la dimensión exacta" de lo sucedido.