Constatan repunte de violencia de género en el confinamiento

J.A.J
-

La consejera de Igualdad, Blanca Fernández, afirma que las llamadas de auxilio de víctimas de maltrato aumentaron hasta en un 60 por ciento en la región, sobre todo durante el mes de abril, coincidiendo con el estado de alarma.

Constatan repunte de violencia de género en el confinamiento - Foto: CARMEN TOLDOS

Fernández dio estos datos durante la comparecencia que este miércoles efectúa ante la Comisión de Igualdad de las Cortes de Castilla-La Mancha.

La consejera de Igualdad remarcó las medidas tomadas por el Gobierno regional al inicio de esta crisis sanitaria para reforzar la atención a las mujeres víctimas de violencia de género para prevenir la mayor vulnerabilidad que podía provocarles la forzada convivencia en los domicilios con sus agresores. Así, recordó que ya el 13 de marzo, antes incluso de que se declarara el estado de alarma, se enviaron instrucciones al personal del Instituto de la Mujer y los centros de la mujer sobre cómo mantener su labor, aún no siendo posible presencialmente, para mantener la protección a estas víctimas.

También destacó la puesta en marcha de una nueva instalación de acogida para estas víctimas y sus hijos con carácter extraordinario, que empezó a prestar servicio a primeros de abril. La consejera señaló que tienen la pretensión de duplicar plazas en esta instalación. A esto se suma el uso de un establecimiento hotelero para casos de emergencia.

 

Programa de ayuda a víctimas de trata que se han quedado en la calle.

Otro fenómeno perjudicial que han vivido mujeres durante el confinamiento, explicaba la consejera, ha sido el abandono vivido por víctimas de trata, que se han visto expulsadas de los locales donde eran explotadas sexualmente tras promulgarse el estado de alarma. Con el fin de ayudarlas, en cooperación con ayuntamientos y ONG, la Junta pondrá en marcha un proyecto de intervención social al que destinará unos 300.000 euros.