Leal: los planes de choque no sirven con listas de espera

J.A.J
-

La gerente del Sescam responde a la oposición que sólo se puede frenar la acumulación de pacientes con medidas sostenidas en el tiempo, no puntuales

Leal: los planes de choque no sirven con listas de espera - Foto: CARMEN TOLDOS

La directora gerente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam), Regina Leal, descalificó los planes de choque como solución para las listas de espera. Lo hacía este miércoles, durante su comparecencia junto al consejero de Sanidad Jesús Fernández Sanz ante la Comisión de Presupuestos de las Cortes regionales, en respuesta a las quejas de la oposición sobre la existencia de pacientes pendientes de un tratamiento especializado, prueba u operación para una dolencia.
Leal señaló que «en un momento puntual puede haber más entradas» a la lista de espera, pero responder con un refuerzo también momentáneo de los medios disponibles «para la gestion de la lista de espera no sirve para nada». Así, definió la lista de espera como «un balance» de las entradas y salidas al sistema de salud, y añadió que para ir reduciéndola sólo valen medidas estructurales. Defendió que el Gobierno regional trabaja en este sentido, poniendo como prueba de ello que la lista de espera en la región lleva ya 28 meses seguidos por debajo de los 100.000 pacientes.
Y afirmó que se continuará trabajando en esta línea con los presupuestos de los que dispone su departamento para el año que viene. Destacó que la partida de personal crecerá casi un 10 por ciento, hasta los 1.537 millones de euros, y que sólo la mitad de este crecimiento irá a mejorar los sueldos de la actual plantilla del Sescam, por lo que lo restante permitirá nuevas contrataciones.
Por su parte, el director general de Recursos Humanos de Sescam, Íñigo Cortázar, resaltó que el departamento está haciendo todo los posible para reforzar el personal y, por añadidura, reducir las interinidades, convocando las ofertas públicas de empleo y concursos de traslado al máximo que permite la legislación  en España. Negó que la región no sea un destino deseado por el personal sanitario para establecerse, poniendo el ejemplo de que un 43 por ciento de los aspirantes de la última OPE del Sescam  eran de otras regiones. Y añadió que la falta de médicos en determinadas especialidades es un problema general en toda España, debido a la reducción de los programas MIR durante las legislaturas de gobierno del PP en Castilla-La Mancha y otras comunidades, algo que ahora se está solventando.
Por su parte, el consejero insistió en la aminoración de las listas de espera, recordando los «veranos cospedales», cuando el número de pacientes pendientes era muy superior al actual.


Sanz resta importancia a la carrera sanitaria.

Otra cuestión demandada por los diputados opositores presentes en la Comisión, Úrsula López por Ciudadanos y Juan Antonio Moreno el PP, fue la reanudación de la carrera profesional para el personal sanitario del Sescam. El consejero restó importancia a esta reivindicación por parte del personal. «No es la carrera profesional el proyecto más importante para Castilla-La Mancha. Los profesionales se motivan por más cosas, como la investigación, la formacion o docencia», manifestó. En este último aspecto, contrapuso que mientras durante el Gobierno Cospedal «uno de cada tres investigadores se fue a la calle», los incentivos a la investigación médica se están recuperando con el Ejecutivo del socialista Emiliano García-Page, al igual que las plazas de formación MIR para crear nuevos especialistas.